Crónicas

A dios rogando y con el mazo dando – Crónica Diario AM 26/11/2018

A dios rogando y con el mazo dando – Crónica Diario AM 26/11/2018

Desocupado lector:

Tras una semana frenética en la sala de máquinas, en la que los compañeros han trabajado a destajo para intentar solucionar los problemas habidos en la página (gracias, cracks), aquí estoy de nuevo dispuesto a traeros información fresca y variada. Ya sabéis que siempre ocurren cosas, y la semana pasada no fue menos, así que antes de pasar a las novedades de ésta, os dejaré las que no os pude contar el pasado Lunes por los dichosos problemas técnicos.

Dice un refrán (algo muy nuestro), del amplio y sabio repertorio del que por suerte disponemos en nuestra cultura, que: “cuando las barbas de tu vecino veas cortar, pon las tuyas a remojar”. A alguien como yo, ligeramente chapado a la antigua en cuestión de gustos (porque ahora soy joven y la brecha aún no se nota, pero pronto me convertiré en un “carcamal” (¿eso se sigue diciendo?) desfasado que se habrá quedado pasado de moda por sus gustos no muy acordes con la década en que le tocó crecer) pues no podía ser de otra manera: me encanta el refranero español. Mi obsesión por el cuidado de la lengua (ortografía, vocabulario…) y sus costumbres me han llevado a leerme alguna que otra vez algún libro de refranes y la verdad es que he quedado encantado, por su elocuencia y brillantez, e incluso algo de chispa que te arranca una leve risotada por lo bajini. Por esto, y por mi persistencia a renegar de ciertas moderneces, como por ejemplo que me fascina la música de los 80’s y de los 90’s (techno, trance, rock y metal sobre todo), reniego de casi la totalidad de la música actual (cuya fórmula es meter un ritmo base repetitivo y cansino y poner autotune a tope para petarlo, por lo que no necesitas una gran voz, podrías, de hecho, poner a cantar a un grillo reumático y con el autotune de marras convertirlo en Cher), que mis aficiones básicas son la lectura (muchas de ellas novelas clásicas o de misterio, policíacas o dramas, nada de ciencia ficción o niñatos con los colmillos afilados que se dan el lote bajo la luz crepuscular); la radio (que hace falta ser viejuno para idolatrar algo tan anticuado habiendo cosas tan modernas y tan cool como los magazines o los talk shows, o la repera ya: ser youtuber o en su defecto influencer), y algo tan “de la época de mis padres” como el Scrabble, hacen de mí una persona que quizá nació en la década equivocada y no entra dentro del estereotipo de gustos de un joven actual, pero ello no me contraría en absoluto, sino que me agrada saber que no soy como el resto en algo tan revelador de una persona como son sus aficiones y sus costumbres. Si me lo permitís voy al baño a echar la pota (otra expresión bastante arrabalera pero que parece no pasar de moda) por el exceso de anglicismos que me he visto forzado a utilizar en este párrafo, y os advertiré que es de obligada necesidad leer dicho párrafo con sarcasmo (en especial los paréntesis) para entender lo que quiero decir.

 

DESFILE PRE-NAVIDEÑO

Pero en fin, que vuelvo a las barbas del vecino. Esto lo saco a colación porque, ya alcanzado el primer tercio de competición en ambas ligas profesionales masculinas, la conclusión es que ha habido desfile de cabezas rodantes, quizá en exceso. Y eso que había comenzado la cosa tranquila, no teniendo que lamentar ningún despido en Primera hasta el término de la octava jornada, en la que el Huesca cayó de nuevo como ya venía haciendo en jornadas anteriores en Zorrilla frente al Valladolid y esa derrota se llevó por delante al argentino, gran ex-portero Leo Franco. Y en Segunda no se desató la tormenta del baile de banquillos hasta la quinta jornada, en la que rodó la cabeza de Joseba Etxeberría (otro exjugador reciente, ¡qué viejos nos hacemos!) tras caer en casa frente a un rival directo como el Reus por 0-1. Desde entonces han ido cayendo técnicos a cuentagotas (que si un Lopetegui por aquí, un Javi López por allá, que si un Antonio Mohamed por acá, un Rubén Baraja por acullá) hasta la pasada jornada, en la que cayeron tres de golpe, y todo esto hasta completar la friolera de 11 entrenadores (3 en Primera y la mareante cifra de 8 en Segunda) tras sólo 15 jornadas (13 jornadas en la máxima categoría). Muchas de ellas han sido por malos resultados: Leo Franco en Huesca, Lopetegui en Madrid, Juan Sabas en Almendralejo, Idiákez en Zaragoza, Gordillo en Tarragona, Sandoval en Córdoba el más reciente…

Otras destituciones se debieron simplemente a lograr un cambio de rumbo, un cambio en la mentalidad y/o modo de juego de la plantilla, a lo que se suele llamar “enderezar la nave a tiempo antes de que tome altura”, como fue el caso de Javi López en Lugo, por ejemplo.

Pero hay dos que son tan, pero tan extrañas, que aún no se explican:

Son los casos de Antonio Mohamed en Vigo y el más flagrante: el de Manolo Jiménez en Gran Canaria. Ambos equipos marchaban, no demasiado bien, quizá deba admitirlo, pero ni mucho menos acumulaban resultados tales como para plantearse una revolución en el vestuario ni un cambio tan drástico. Y mucho menos en el caso de los canarios, que marchaban sextos en la tabla con 22 puntos en el momento del despido del técnico sevillano la pasada jornada (a 8 del líder y 7 del ascenso directo, sí, pero todo el mundo sabe que en Segunda esas distancias son muy salvables, y más quedando entonces la friolera de 84 puntos por disputarse, ahora 81). Tanto en la isla como en Vigo no andan muy contentos que se diga con sus respectivas directivas, y a buen seguro que después de tan extraños movimientos en un momento de la temporada en que no era necesario perder la paciencia tan temprano, y, sobre todo, dado el resultado del cambio (con reemplazos para los destituidos que no generan demasiada confianza), estarán aún menos conformes que anteriormente. Dejo aquí una lista actualizada por riguroso orden de “ejecución” de los entrenadores caídos que tendrán todo el tiempo del mundo de aquí hasta Enero para tomarse el turrón tranquilamente en casita:

De las tres destituciones que se produjeron el pasado fin de semana aún no podemos sacar conclusiones, por supuesto, y si me apuráis, ni siquiera de la que se produjo hace dos semanas en el seno del Extremadura, de cuyo partido voy a pasar a hablar en el segundo punto de este artículo, y no por los cambios tácticos o prácticos de Rodri sobre las directrices de Sabas, que no cambió casi ninguna. Lo haré por un hombre que esta temporada está llamando a gritos la atención y a buen seguro se la tiene bien merecida: Enric Gallego. Pero antes, una de metáforas:

UN DESIERTO EN MEDIO DEL OASIS

¡Puñetas! ¿pero esto no era al revés? ¿no se supone que son los oasis los que están en medio del desierto?

Pues quizá sí, querido lector/a, pero debo enrevesar esta metáfora para que sea convenientemente extrapolada. Pues en el seno del Real Madrid todo era alegría y felicidad después de la destitución de Julen Lopetegui. ¡Si! Ese entrenador milagroso que llego entre vítores y “hurras” aclamado como el mesías que continuaría con el legado dorado de ZZ Top (Zinedine Zidane), y en el que todo aficionado merengue tenía depositadas todas sus esperanzas. Incluso los más fanáticos, defendían a capa y espada el más que reprobable movimiento de su presidente y de él mismo a la hora de acometer el cambio de la Selección al campeón de Europa vigente. Y, ¡sí!, ese mismo entrenador que, tras una nefasta racha, fue expulsado del club como si fuera basura (sí señor, así de claro), cargándole con todas las culpas ya no sólo desde los estratos más bajos (parroquianos no muy cultos despotricando en un bar entre carajillos y naipes), sino incluso desde el propio estamento oficial del club, con todas las culpas, como decía, sobre la situación inconveniente y atípica que vivía el club hace un mes, porque es que claro, en la plantilla hay no sé cuántos ganadores y nominados al balón de oro y no sé cuántos tricampeones de Europa, y fue la manera elegante de decirle: “toma la pasta y vete, inútil”. Vergonzoso.

Pero el caso es que ese bochorno dio paso a una época dorada, como la han ido pintando en la prensa sensacionalista durante las últimas semanas (que si la mejoría del juego, que si el equipo era una piña, que si Vinicius Jr. al fin había explotado tras desaparecer de escena su temible enemigo (el técnico vasco), que si el mejor inicio de un entrenador en 110 años de historia) … vamos, un auténtico oasis tras atravesar el desierto por el que les llevó el falso profeta Lopetegui. Pero no hay que olvidar que esto es como cuando le pones 10 cucharadas de azúcar al té para que no te amargue y te lo puedas beber. El té sigue siendo amargo, pero entra mejor cuando lo has endulzado aunque ese exceso de glucosa sea pernicioso. En este caso el papel del té lo interpretan las señales preocupantes que el equipo ha ido emitiendo a pesar de encadenar no sé cuántos resultados maravillosos de la vida (fragilidad defensiva, falta de concentración, falta de ambición, falta de comunicación, simplismo…), y el dulce papel del azúcar lo interpretaban los resultados positivos logrados ante rivales engañosos como Melilla, Valladolid, Viktoria Plzen y Celta de Vigo; y una comunión idílica entre la plantilla y Santiago Solari, a modo de nostálgica evocación para intentar sacar al mercado la versión 2.0 de la “felizidane”. Y todo iba bien hasta que el equipo llegó a Ipurúa pensando que estaba todo hecho y que la quinta victoria seguida iba a llegar “por arte de birlibirloque”. Y se encontró con un Eibar perfectamente plantado en el campo, con las líneas muy juntas y sincronizadas y ejerciendo una presión asfixiante sobre las descompùestas líneas de creación madridistas. El Eibar llevó la iniciativa durante los 94 minutos que duró el encuentro y en el bando madrileño sacaban la bandera blanca, dando la sensación de que los únicos entes con vida eran Karim Benzema y Courtois, que, aunque impreciso y errático, sacó a pasear su innegable calidad varias veces para evitar salir de la trampa guipuzcoana con 5 o 6 goles en el saco. Y acabó el partido y el remozado Real Madrid de Solari se dio una hostia contra el suelo tan tremenda que aún hoy, dos días después, se están preguntando qué ha sucedido, y por qué vuelven a verlo todo desértico y abandonado si nos lo estaban pintando todo tan idílico y perfecto… O espérate, no vaya a ser que la prensa no sea tan fiable y verídica como nosotros nos pensábamos… “oh, mecachis”

MÁS VALE TARDE…

 Enric Gallego. De él os hablaba al principio y aunque esto era parte del artículo de la semana pasada, mñas vale tarde que nunca, dice el refranero. Así que apuntaos bien su nombre porque este chico va a seguir dando mucho de qué hablar ésta temporada.

Ésta jornada no ha conseguido marcar el ariete catalán en el encuentro en que el Extremadura ha vencido (dos victorias seguidas para los azulgrana) a un irregularísimo Málaga que es inexpugnable en su propia casa pero que lejos de ella presenta unos números bastante pobres. Y no os creáis que el bueno de Enric se fue ayer sin marcar porque no lo intentara, ni mucho menos. Simplemente no tuvo tanto acierto como tuvo en Reus la semana pasada. El delantero del Extremadura fue profeta en su tierra (en provincia vecina para ser más exactos) y dio una auténtica exhibición goleadora y de recursos en el feudo tarraconense que dejó completamente desarmado al conjunto de Xavi Bartolo, un Reus que esta jornada volvió a caer con estrépito en Oviedo (3-0) y va cuesta abajo y sin frenos. Enric se mostró especialmente activo y muy participativo en ataque junto a Fausto Tienza, Kike Márquez (goleador de esta jornada frente al Málaga) y Roberto Olabe, que fueron una auténtica pesadilla para los rojinegros. Ejercieron una presión brutal sobre la defensa reusense y para colmo de males locales Enric tuvo su día de gloria. Las metió de todos los colores (remates, definiciones mano a mano, robo y finalización…) todo para completar un día glorioso y enganchar a la vida a un Extremadura que ésta jornada ha refrendado en casa su reacción y ha salido del descenso. Entretanto, Enric suma la burrada de 13 goles en 1170 minutos (15 partidos) siendo el 9 de un equipo de la zona baja y sin muchos recursos. Brutal.

El resto de la actualidad en Segunda viene marcada, una vez más, por el sorprendente rendimiento del Alcorcón de Cristóbal Parralo. El ex entrenador del Deportivo está viviendo un auténtico idilio en la ciudad sureña de Madrid y comanda la tabla con 33 puntos (tres por encima de, precisamente, los ex de Parralo: el Deportivo de La Coruña). El líder lo es tras vencer a un desnortado Zaragoza, que no parece encontrar el camino aún con la revolución de Alcaraz, por 2-0 en Santo Domingo. El Deportivo accedió al segundo lugar de la tabla tras vencer por idéntico resultado (2-0) al Osasuna de Jagoba Arrasate en un partido que dio mucho menos de lo que se esperaba, bajo la torrencial lluvia que azotó la ciudad de A Coruña. Ambos (madrileños y gallegos) se aprovecharon de las derrotas del Málaga en Extremadura y del Granada en casa (1-2) frente a otro equipo cuyo míster comienza una nueva andadura: la de José Alberto López en el banquillo del Sporting. Por abajo, mejoran el mentado Extremadura y el Lugo y empeoran Reus y Zaragoza tras sus derrotas) y se atascan abajo el Gimnástic (colista con 10 puntos tras empatar a dos frente al Almería en Tarragona) y el Córdoba de Curro Torres (perdió 2-1 en Lugo y es penúltimo con 11) a cuatro y cinco puntos, respectivamente, de la salvación que marca el Real Zaragoza con 15.

 

… QUE NUNCA

Y si no que se lo digan al Castellón. 14 jornadas han tardado los aurinegros en lograr su primera victoria, pero lo han hecho a lo grande, ganando 3-0 en Castalia, su casa, y dominando el encuentro de principio a fin. El Alcoyano alicantino ha sido su víctima, aunque, valga la redundancia, han sido víctimas mayormente de su inoperancia atacante y su irregularidad manifiesta, pues los de Alcoy están demostrando en esta temporada del Grupo III de Segunda B ser capaces de lo mejor y de lo peor, esto último en dosis más frecuentes, y así lo demostraron en la capital castellonense, cayendo con estrépito frente al hasta entonces colista del grupo de su categoría, puesto que ahora abandonan los orelluts gracias a los 13 puntos que suman tras la friolera de 10 empates y su victoria de ayer. Todo esto en un grupo que no deja de sorprender. Nuevo cambio de líder en el grupo levantino con el Lleida Esportiu de Gerard Albaladejo (el que tuvo que aguantarse al energúmeno de la SER que le quitó el micrófono en Ejea la semana pasada por responder a una pregunta en el mismo idioma que en el que se la formularon) comandando la tabla, seguido del Hércules con quien empata a 27 puntos en la cima, y del Villarreal B con 26 puntos en tercer lugar.

Prácticamente todo victorias entre los primeros clasificados de cada grupo, destacando el ascenso del Fuenlabrada hasta la segunda posición del Grupo I que sigue comandando el San Sebastián de los Reyes madrileño a pesar de su derrota, y del Real Madrid Castilla hasta la tercera plaza tras su victoria contra el Guijuelo y aprovechando el cuarto empate consecutivo de la Cultural Leonesa y la segunda derrota en tres jornadas de una Ponferradina que ha entrado en barrena tras perder el invicto y continúa cuarta una semana más. Este grupo está que arde, pues estos cuatro primeros mencionados están empatados a 26 puntos. Una brutalidad.

En el Grupo II ha habido confirmaciones: El Racing sigue comandando con puño de hierro la tabla y se distancia del segundo clasificado, el Barakaldo, que empató su partido, ya de 6 puntos (33 de los cántabros por 27 de los vascos). En tercer lugar se pone el Mirandés con 26 puntos tras vencer con esfuerzo mayúsculo al Gernika, y se lo arrebata al Leioa, que cae de puestos de ascenso, a los que sube la UD Logroñés tras vencer su encuentro frente al CD Vitoria.

Por último, en el Grupo IV más confirmaciones: el Melilla se asienta en el liderato tras vencer al filial del Sevilla en casa y suma 33 puntos, por 31 del segundo, un UCAM Murcia que venció en el derbi capitalino frente al Real Murcia (que ha salido derrotado en los dos derbis regionales seguidos que ha disputado: 1-2 la semana pasada en la Nueva Condomina frente al Cartagena y 2-1 ayer en la Vieja Condomina frente al UCAM). Tercero se sitúa otro de los aludidos: el “Efesé”, con 27 puntos, que parece haber cogido ya el tino a la competición y haber dejado atrás sus dudas. En esta ocasión se dio un auténtico festín en el Cartagonova frente al Ibiza (ojo al duelo de los banquillos Gustavo Munúa VS Andrés Palop, y hace nada los estábamos viendo jugar); al que venció por un contundente 6-0. A la cuarta posición asciende la Balompédica Linense gaditana después de vencer al Marbella por un claro 3-0 y se cae el San Fernando (también gaditano) tras empatar a uno en la ciudad deportiva del Granada frente a su filial. Mención especial al Recreativo de Huelva: el decano, que está pasando por un momento bastante complicado, venció por 2-3 al Talavera en su visita a tierras manchegas y se sitúa a sólo 4 puntos de “la balona”, que es quien marca la zona de las posiciones de ascenso.

LAS CHICAS SON GUERRERAS

Evidentemente no podía dejar este artículo desprovisto de, al menos un poco, de fútbol femenino. Porque la liga de las chicas ha cambiado mucho desde la última vez que os hablé de ella. El líder sigue siendo el mismo equipo: el Atlético de Madrid. Las chicas rojiblancas siguen comandando la tabla así y todo pese a haber perdido la semana pasada en su visita al Miniestadi. El FC Barcelona, que es segundo a sólo un punto de las colchoneras, le infligió a éstas su primera (y de momento) única derrota de la temporada. Y eso que las madrileñas se pusieron por delante merced a un tanto de la internacional mexicana Kenti Robles en el 56’. 9 minutos después Aitana restablecería la igualdad en el luminoso y ambas escuadras lucharon hasta el final por la victoria, pero sólo las locales la consiguieron con un tanto sobre la bocina (minuto 92) de la delantera inglesa Toni Duggan.

En la presente jornada (disputada entre semana por la celebración de partidos de octavos de final de Copa este fin de semana), el FC Barcelona se impuso por un claro 2-5 en Zubieta ante una Real Sociedad que se está desinflando. En apenas 20 minutos locos el partido pasó del 0-0 a un 1-3, merced a los tantos de la holandesa Lieke Martens (minutos 7 y 18) y la inglesa Toni Duggan, que está en una racha fantástica (minuto 12), descontado dos minutos antes, en el 10’, por la delantera donostiarra Carla Bautista. Aún anotaría otro gol más Duggan para certificar su doblete en el minuto 40 y dejar casi sentenciado el partido, cuya cuenta se cerró ya en el segundo tiempo con goles obra de Aitana Bonmatí para las azulgranas (otra que moja en dos partidos consecutivos, minuto 50) y de la goleadora donostiarra Nahikari (minuto 56).

El Atlético de Madrid, por su parte, se repuso de su derrota en Barcelona con una victoria balsámica en casa en el derbi madrileño frente a las chicas del Rayo Vallecano, que pese a perder, mostraron un muy buen nivel y dieron la cara frente a un rival muy superior. De hecho, se adelantaron en el luminoso del Cerro del Espino con gol de Ángeles (minuto 11). Aunque lo intentaron no pudieron mantener mucho tiempo la ventaja las franjirrojas, dado el empuje por parte de las locales, que se volcaron en busca del empate con un juego pragmático pero directo. Fruto de ello llegó el gol del empate anotado por Olga García en el 34’. La segunda mitad tuvo alternativas, y el Rayo tuvo un momento de dominación a su rival, pero ese entusiasmo se esfumó cuando las rojiblancas consiguieron, no sin esfuerzo, anotar el 2-1 mediante su ariete suplente Ana Marcos “Anita”. El 2-1 cuando mejor estaban supuso un mazazo para las de Vallecas, que aun así no se descompusieron y trataron de buscar el empate con ahínco, pero el tiempo pasaba y no conseguían infundir el terror en las gradas ni en la retaguardia que defendía la meta de Lola Gallardo. De hecho, con el Rayo volcado en ataque, lo que llegó en una contra en el 92’ fue el 3-1 para el Atlético, culminada por la australiana Alexandra Chidiac.

Así pues, el Atlético sigue liderando la tabla con 27 puntos, seguido de cerca por el FC Barcelona que tiene 26. Tercero continúa el Levante, donde lo dejamos hace tres semanas, con 23 puntos, a sólo 4 del liderato, después de haber vencido en esta jornada con total claridad por 0-6 en la isla a la UD Granadilla-Tenerife, que de paso frenó en seco las aspiraciones de las canarias de acercarse a la zona de cabeza. Una zona de la que se cae la Real Sociedad después del mencionado 2-5 frente a las culés, y a la que se acercan el Real Betis y el Athletic Club, que suman 16 puntos después de ganar ambos conjuntos sus compromisos: las vascas en Logroño (1-3), un EDF Logroño que ya no es colista merced a dos victorias en Sevilla (J7) y en casa frente al Sporting Huelva (J8); y las sevillanas en casa frente al nuevo colista, el mentado Sporting Huelva (1-0). En media tabla, a más o menos la misma distancia del descenso que de las posiciones nobles hallamos a la Real Sociedad con 14 puntos, de quien antes hablábamos que se caía después de un inicio de liga fulgurante, y con 13 puntos tenemos en este orden a Rayo Vallecano, Espanyol y Málaga. Con un punto menos se encuentran las chicas del Valencia, eso sí, aún a la espera de poder jugar su partido aplazado de la sexta jornada frente al Sevilla en casa, suspendido por el temporal de gota fría que asoló Valencia hace un mes.

Y, para terminar, en el plano estadístico también hay cambios: la nueva máxima goleadora de la liga es la jugadora mexicana del Levante Charlyn Corral, con 8 tantos, seguida de cerca por Jenni Hermoso (Atlético) y Alba Redondo (Fundación Albacete), ambas con 7 goles en sus zurrones.

 

VERGÜENZA MUNDIAL

Y para acabar, por desgracia toca una de vergüenza ajena (con lo agradable que estaba siendo hablar del emergente fútbol femenino…)

Sí, tengo que hacer referencia a aquello que muchos se temían y se preguntan cómo no sucedió la semana pasada en la visita de River a La Bombonera: los altercados que han provocado la suspensión indefinida, ayer Domingo, de la vuelta de la final de Copa Libertadores en el estadio El Monumental de Buenos Aires entre River Plate y Boca Juniors. Una panda de indeseables (minoría, debemos tenerlo siempre presente, no representan en absoluto a ningún colectivo) apedreó el autobús que traía al plantel de Boca a El Monumental rato antes de la hora del encuentro. El deleznable ataque se saldó con varios jugadores bosteros heridos, además del conductor del autobús, que precisó asistencia médica por heridas de leve consideración. La CONMEBOL y la FIFA, en un acto de egoísmo puro y de incapacidad manifiesta, retrasó por dos veces la hora de comienzo del encuentro con esperanzas de que se jugara (habría que estar loco). Finalmente, ante la negativa airada de todo el colectivo de Boca Juniors y el soporte de la plantilla y directivos de River, finalmente se pospuso el partido al día de ayer a la misma hora (17:00 hora local, 21:00 en España), pero finalmente, después de no llegar a ningún acuerdo, volvió a imperar la cordura y se suspendió indefinidamente.

Voy a dejar que saquéis vosotr@s vuestras propias conclusiones. Se habla de si Boca pasó intencionadamente por la zona de energúmenos que arremetieron contra ellos para lograr la final en los despachos, se habla de que no se dio un dispositivo de seguridad en condiciones para la disputa de un encuentro de tantísimo riesgo, se habla de que de aquí al mundial de clubes que comenzará dentro de dos semanas no dará tiempo a celebrarse esta final (y es necesario porque debe quedar definido el campeón de la competición CONMEBOL para representarla en el mundialito), por lo que surgen diferentes abanicos de posibilidades: intentarlo de nuevo tal cual, es decir, en El Monumental y con público, se habla de hacerlo en El Monumental pero a puerta cerrada, se habla de disputarlo en un estadio neutro en otra ciudad, se habla incluso de celebrar esta final en Arabia, donde se ubicará el mundialito, y que el campeón se quede ya allí a disputarlo…

Yo, como ya he dicho, dejaré que seáis vosotros y vosotras, queridos lectores, quienes saquéis vuestros propios razonamientos. Yo simplemente opino, primeramente, que una final a dos partidos, representando lo que representa cualquier final, es un absurdo de manual. Y de segundas opino que lo de este caso concreto, es una VERGÜENZA y que acciones así no tienen cabida ni en el fútbol ni en la sociedad. El fútbol es sólo un deporte y un medio de entretenimiento y de disfrute, no de violencia. Por eso, hágase lo que se deba hacer, pero que lo que ocurrió el pasado Sábado no salga gratis, pero que a la vez no perjudique ni a uno ni a otro plantel, y ni mucho menos al aficionado de bien que ahora se ve compuesto, con entrada para la superfinal soñada desde hace décadas, y sin saber que sucederá mientras el mundo mira con recelo y vergüenza ajena hacia su país. Que se haga sin dañarlos a ninguno de ellos, que ninguna culpa tienen.

Sed buenos, o por lo menos fingid que lo sois y que no se note. ¡Hasta la semana que viene!

 

¿Te gusta esta entrada?

22
Crónicas

Medio madrileño, medio vasco, en la mezcla está la gracia. Apasionado de la radio (colaboro semanalmente en un programa local) y friki del scrabble (cuando quieras, echamos una partidita). Redactor y cronista por pura vocación. Ávido lector y fanático de los concursos de TV de cultura general.

More in Crónicas

2011-2018

Ella16 diciembre, 2018

POWER RANKING EUROPA DICIEMBRE 2018

ercanadiense15 diciembre, 2018

Del dicho al hecho… – Crónica DiarioAM 14/12/2018

gjdeleven14 diciembre, 2018

Recordando los olvidos de la memoria – Crónica Diario AM 13/12/2018

errante13 diciembre, 2018

Libertadores y Conspiranoias – Crónica Diario AM 12/12/2018

Mikel12 diciembre, 2018

Honrando a los caídos – Crónica Diario AM 11/12/2018

DjDolly11 diciembre, 2018

Copyright © 2015 DiarioAM