Aportación Propia

La envidia es un monstruo – Crónica Diario AM 21/10/2018

La envidia es un monstruo – Crónica Diario AM 21/10/2018
Ella

Querid@s Damistas:

Hace unas semanas, en el foro, estuve comentando con algun@s de ustedes que es mejor no conocer la vida privada de nuestros ídolos. Es algo que me dijo hace muchos años mi padre, muy fan del cantante Jerry Lee Lewis, cuya vida privada supera el guión de cualquier telenovela de sobremesa.

Sé que la Real Academia Española no quiere que acentuemos más la palabra “guión”, pero esto es como “sólo” (por “solamente”): no conseguirán que cambie de opinión. Además, si la RAE me lee, a fuerza de ir quitando acentos de las palabras acabaremos por quedarnos sin acentos en el idioma castellano, que es precisamente una de las características que le dan más personalidad a nuestro idioma. ¡He dicho!

Pues bien, todos tenemos nuestros ídolos, ya sean artísticos, deportivos, profesionales, personales… Pero claro, estas personas tan admiradas en un ámbito particular son seres humanos también, con sus luces y sus sombras. A veces, cuando veo celibrities por la tele, me digo: a saber qué manías tendrá éste cuando está en su casa… Son gente que también va de vientre, que puede estar de mal humor, que se levanta con un careto que no veas, que no siempre huele bien. 

Hoy quería hablar de alguien que me da mucha pena: Diego Armando Maradona. Dentro video (para quien no se haya enterado, porque el revuelo ha sido enorme):

 

 

Adicciones

Por edad, yo no he podido admirar a Maradona como futbolista, pero evidentemente no ignoro su leyenda, la de dentro de la cancha pero también la de fuera. El argentino es, de hecho, un excelente ejemplo de lo que quiero hablar hoy.

No sé si hablar de adicción a las drogas, de envidia, de envejecimiento mal llevado, de ignorancia supina… Maradona es todas estas cosas y mucho más. Y es que cuando uno es bueno en una cosa, es bueno en ESA cosa y no en otras. De la misma manera que no le vamos a pedir a un premio Nobel de química en una entrevista que intente meter una canasta de baloncesto, a Maradona no le podemos pedir que sea un gran orador.

Y sin embargo, llevo días queriendo poner las cosas claras.

Es triste ver a un exdeportista profesional con sobrepeso, que no se cuida, pero bueno, puedo entender que después de años cuidando la forma física uno desee dejarse ir. Pero otra cosa es castigar tu cuerpo con sustancias estupefacientes, como queda claro en el video que he puesto más arriba.

Una vez tuve un compañero de trabajo que era un miserable execrable. El tipo me hacía la vida imposible (por suerte era un igual y no un superior), y en el fondo me daba pena, mucha pena, porque era alguien claramente patético e infeliz. Sin embargo, no podía más que desear que le despidiesen, porque por mucha pena que me diese (que me la daba), aquello era insoportable. De la misma manera, la gente que está en la cárcel me da pena, porque probablemente la mayoría ha llegado allí por haber tenido mala suerte en la vida (no tener adultos en su vida que les sirvan de ejemplo, falta de educación, falta de oportunidades…). Pero ¡tienen que estar en la cárcel! Si no saben vivir en sociedad, su sitio es desgraciadamente fuera de la sociedad. Lo mismo pasaba con este compañero de trabajo, que me podía dar pena, pero no se podía hacer nada por él: tenía que irse de la empresa (que se fue por su propio pie porque él veía que nadie le hablaba y que le iban a despedir en cuanto pudiesen).

Pues bien, volviendo a Maradona, estoy con-ven-ci-da que este tipo no ha tenido suerte en la vida, sí, sí. No voy a indagar en su biografía personal porque no me hace falta. Seguro que el argentino creció en un ambiente en el que no le dieron los instrumentos para convertirse en un adulto de provecho, pero como tenía un talento para el fútbol inmenso pues ganó un montón de dinero y “triunfó”. Pero ello le empujó al mismo tiempo a llevar una vida disoluta, y hoy se encuentra siendo lo que es: una caricatura patética de un drogadicto al que le dan un micrófono. 

No sólo no se cuida, no sólo es un drogadicto que se pasea por platós televisivos ridiculizándose, pero es que además es un envidioso. 

Llevo muchos años diciéndolo aquí: la envidia es un monstruo. Alguna vez que yo misma he sentido envidia hacia alguna persona he podido comprobar cómo es un sentimiento absolutamente deleznable y destructivo, se apodera de ti, te consume y saca lo peor que llevas dentro. Y Maradona no es indemne a la envidia hacia su compatriota Messi. 

Maradona se deja destruir por la juventud del jugador culé. Maradona sabe que no puede comparar su maltrecha vida personal con una estabilidad envidiable (y ojalá sea de verdad) de alguien que se ha casado con su amor de niñez, de alguien que no da nada que hablar a la prensa rosa. Maradona sabe que él no tuvo un club al que le consagró toda su carrera deportiva, el mismo sitio donde vivir, una red familiar a su alrededor, un entorno más o menos aceptable. 

Maradona le tiene envidia a Messi. 

Mucha envidia. 

 

 

Y por eso dice que Messi necesita ir al baño veinte veces antes de un partido. ¿Y qué? Nos pasa a todos en el trabajo: sientes que tienes presión, no quieres ir a tal reunión, tienes miedo a equivocarte… A mí me pasa, ¿y a ustedes? Pero tú Diego, tienes tanta envidia que quieres ridiculizar a un muchacho que no te ha hecho nada, excepto quitarte el puesto de jugador argentino más legendario de todos los tiempos. Flaco favor le haces a tu leyenda…

Y ya el acabose es cuando dices que Lionel no se pone delante de un micrófono. ¿Es Messi un comunicador? ¿Un periodista? ¿Un profesor? ¿Un académico? ¿un orador? No, Messi es un tío que le da patadas a un balón, y que tiene la suficiente inteligencia como para decir: como lo de hablar en público no es lo mío, si puedo evitarlo lo evito. De la misma manera que todos nosotros evitamos situaciones que no son lo nuestro… Yo soy muy mala para dibujar, y no recuerdo la última vez que cogí un lápiz de colores, porque simple y llanamente evito dibujar desde que dejé el colegio.

¿Cuál es el problema de que Messi no hable con los medios? ¿Quizás lo dices porque ni eres consciente de lo que te ridiculizas TÚ cuando te ponen un micro? O en tu caso, una cámara es suficiente para guardar para el recuerdo cómo el consumo de drogas no te permite ni moverte… 

Diego: tú también me das pena, como mi excompañero de trabajo, como la gente que delinque y acaba en la cárcel. Nadie os puede salvar, nadie. Y me das pena porque la vida no te ha sonreído: tuviste la oportunidad de convertirte en una persona de provecho, de recibir una educación, de invertir tu fortuna en algo útil (y ni hablo de donar dinero a ONGs, no, hablo de crear un negocio, de gestionar el patrimonio familiar, de no dilapidar tu dinero en cosas inútiles). Tuviste la oportunidad y no la aprovechaste, y ahora te dedicas a intentar ofender a un muchacho que te da mil vueltas en tantos aspectos…

Y no, Messi no os debe un Mundial a Argentina. No os lo debe ahora ni os lo deberá nunca. Tú y todos los que te bailan el agua sois unos desagradecidos, tal cual.

 

Cambio de tercio

El otro día les contaba yo que a veces pasan cosas que le hacen creer a una de nuevo en la Humanidad. Y luego llegan noticias como ésta

La mexicana Marbella Ibarra, fundadora del fútbol femenino en su país, fue encontrada asesinada esta semana, después de estar un mes desaparecida. Todavía no se sabe si su asesinato fue fruto de su posición profesional o si simplemente ha sido una consecuencia más de la violencia que asola la zona de Baja California, pero el caso es que sea por una razón u otra el resultado es el mismo: está muerta. 

Me cuesta entender por qué los seres humanos somos los únicos miembros de la Naturaleza capaces de matar a un congénere por otra razón que no sea hambre o autodefensa. Pero luego me acuerdo que también somos los únicos capaces de sentir envidia o rabia, y le encuentro la lógica. 

Descansa en paz Mar. Desde estas humildes líneas, muy lejos de tu país, honramos tu memoria.

marbella_perfil 

Despedida 

Aún no he podido ir a ver la peli “A Star Is Born”. Los que hayan ido a verla, que sepan que es un remake de una peli de BARBRA STREISAND, ¡mmmmjuajajajjajajaja! Bueno, la de la Streisand es también un remake de una peli de Judy Garland, que a su vez es un remake (no es broma). O sea que la de los estupendos Lady Gaga y Bradley Cooper es la cuarta versión de la misma historia. A ver si puedo ir ya a verla… Mientras tanto, me he comprado el CD (lo sé, es muy vieja escuela), y la canción con la que les dejo me tiene absolutamente fascinada. Qué ganas de cantarla delante de una multitud, con una guitarra en las manos…

¡Feliz semana!

 

Ella / Diario AM

Twitter: @EllaDiarioAM

 

Aportación Propia
Ella

Desvariando semanalmente desde París (Francia). Y "echar" va sin h. Todo empezó en octubre de 2009, justo antes de mudarme a vivir a París. El hermano pequeño de mi mejor amiga me dijo "tienes que visitar un blog muy divertido…". Y aquí estamos unos años después, de administradora y dominadora del mundo, contando cada domingo batallitas varias ("yo he venido aquí a hablar de mi libro", que decía aquél). Aviso para navegantes: mis posts se han de leer con el sentido del sarcasmo incorporado si se quiere disfrutar de la experiencia completa. Y el deporte femenino existe.

More in Aportación Propia

Martes con mucho frío – Crónica Diario AM 18/11/2018

Ella18 noviembre, 2018

Radiopatio – Crónica Diario AM 08/11/2018

ColaboradoresDAM8 noviembre, 2018

Indignidad – Crónica Diario AM 04/11/2018

Ella4 noviembre, 2018

Cambios clásicos – Crónica Diario AM 28/10/2018

Ella28 octubre, 2018

Calorcito – Crónica Diario AM 14/10/2018

Ella14 octubre, 2018

Las notas: agosto – septiembre 2018 – Crónica Diario AM 10/10/2018

churchill10 octubre, 2018

Copyright © 2015 DiarioAM