Crónicas

NBA: All-Star Weekend Los Angeles 2018

NBA: All-Star Weekend Los Angeles 2018
gjdeleven

Entre el 16 y el 18 de febrero tuvo lugar en Los Angeles el All-Star Weekend de la NBA. El fin de semana comenzó con el partido de los famosos el viernes y concluyó el domingo con la disputa del All-Star Game, un partido que se esperaba con ansia con su nuevo formato para ver si éste funcionaba. Y lo hizo.

 

 

VIERNES

Team Clippers 75 – 66 Team Lakers Celebrity Game

El All-Star Weekend comenzaba con el partido de las celebridades, que enfrentaba al Team Clippers (entrenado por Katie Nolan) y al Team Lakers (entrenado por Rachel Nichols) y en el que destacaba la presencia de famosos como Justin Bieber o Jamie Foxx, así como de exjugadores NBA como Tracy McGrady, Paul Pierce o Nate Robinson. El rapero Quavo fue nombrado MVP y Rachel DeMita, a la que algunos conocerán por la franquicia de juegos NBA 2K, anotaba 17 tantos. El partido, por cierto, se disputó desde la segunda mitad con la inclusión de una línea de tiro de cuatro puntos en el parqué, algo que se lleva rumoreando un tiempo para su futura implantación en la liga. El primero que anotó desde tal lugar fue Nate Robinson, uno de los más ilustres “bajitos” de la historia reciente de la NBA, donando automáticamente 4.000 euros a caridad a través de Ruffles, patrocinadora de la novedosa línea de tiro.

 

https://www.youtube.com/watch?v=_y2-Aj53sxw

 

 

USA 124 – 155 WORLD USA vs World

El Rising Stars Challenge, el partido de novatos y jugadores de segundo año, divididos en un equipo de jugadores estadounidenses (dirigidos por Roy Rogers, asistente de los Rockets) y otro del resto del mundo (dirigido por Rex Kalamian, asistente de los Raptors), iba después. El evento comenzaba con Andre Iguodala ejerciendo de periodista deportivo y entrevistando en los banquillos a Joel Embiid. Llegaban las presentaciones, donde los locales Lonzo Ball (que se vistió, pero no jugó por lesión), Brandon Ingram y Kyle Kuzma se llevaron las mayores ovaciones. Sobre la pista, el equipo World lucía uniforme naranja en honor a los Buffalo Braves (actuales Los Angeles Clippers) mientras que el equipo USA vestía uniforme azul cielo en honor a los Minneapolis Lakers (actuales Los Angeles Lakers). Ya en lo deportivo, era el equipo de World el que se apuntaba la primera ventaja. Durante los dos primeros cuartos, Buddy Hield y Jamal Murray se dedicaron a intentar hacer números para el equipo World, pareciendo retomar ese bonito duelo por llevarse el MVP del partido, galardón que ya se disputaron el año pasado y que acabó cayendo del lado del segundo. En el primer tiempo muerto, cambio completo de los quintetos y Lauri Markkanen que entraba para sumarse al recital ofensivo del equipo World. Por el equipo USA, Jaylen Brown anotaba compulsivamente y Donovan Mitchell se daba una asistencia a sí mismo contra tabla para rematar con un mate glorioso que le servía para ir practicando de cara a su participación en el concurso de mates de la noche siguiente. Al descanso se llegaba con resultado de 78-59 favorable a “los extranjeros” y con un espectáculo bastante aburrido. Joel Embiid guardaba descanso para dosificarse (el sábado disputaría el Skills Challenge y el domingo el All-Star Game) y Ben Simmons era, para mí, el mejor jugador sobre la pista sin abusar de números, simplemente dominando el juego con una gran sensación de superioridad.

 

El segundo tiempo empezaba algo soporífero. Joel Embiid, entrando a canasta con un reverso acabado en mate, despertaba al espectador, que hasta entonces había asistido al sinsentido del lanzamiento exterior ausente de defensa. Bogdan Bogdanovic anotaba sin parar y seguía abriendo brecha para el equipo World, que llegaban a los 30 puntos de diferencia con el séptimo triple del escolta de los Kings. En el último parcial trataba el equipo USA de aumentar la intensidad, sobre todo a nivel defensivo, pero cuando las cosas se ponían menos fáciles aparecía Ben Simmons para demostrar que es el mejor jugador de su generación. A falta de dos minutos para el final, ambos equipos se permitieron intentar algunos mates de concurso, con Jaylen Brown y John Collins como animadores de la fiesta. Fue el único momento con ligero espectáculo en el que fue, para mi gusto, el peor partido de los chicos jóvenes en muchos años. El máximo anotador del encuentro fue Buddy Hield con 29 puntos, el máximo reboteador fue Domantas Sabonis con 11 capturas, el máximo asistente fue Ben Simmons con 13 pases de canasta y los mejores, a nivel numérico general, fueron Jaylen Brown (30 puntos y 10 rebotes) por el equipo USA y Bogdan Bogdanovic (26 tantos, 4 rebotes y 6 asistencias) por el equipo World. El propio Bogdanovic era coronado como MVP del partido y recibía el premio de las manos de Chris Webber, una leyenda de su actual equipo, los Sacramento Kings.

 

MVP: Bogdan Bogdanovic

Bogdanovic MVP

 

 

https://www.youtube.com/watch?v=JsY6f4Xj3m8

 

 

SÁBADO

TACO BELL SKILLS CHALLENGE

PARTICIPANTES

Joel Embiid (Sixers)

Al Horford (Celtics)

Lauri Markkanen (Bulls)

Andre Drummond (Pistons)

Spencer Dinwiddie (Nets)

Buddy Hield (Kings)

Jamal Murray (Nuggets)

Lou Williams (Clippers)

 

Las reglas del concurso de habilidades son sencillas: se sale desde la línea de fondo y se atraviesa la cancha driblando a unos monigotes hasta llegar a una rueda por cuyo círculo interior hay que colar la bola para, una vez conseguido, correr hacia la otra parte de la pista para anotar de cualquier forma, volver a recoger el balón y cruzar la cancha una vez más para finiquitar el ejercicio con un triple. El formato necesita un par de vueltas de tuerca. Una parte del cuadro estaba conformada por hombres altos: Joel Embiid, Al Horford, Lauri Markkanen y Andre Drummond; la otra, por “bajitos”: Spencer Dinwiddie, Buddy Hield, Jamal Murray y Lou Williams.

 

Embiid, con la etiqueta del pantalón colgando, se llevaba el primer envite derrotando a Al Horford, que no atinaba con el triple; Markkanen se deshacía de Drummond, anotando ambos el triple con facilidad, lo que sorprende en caso del de los Pistons; Spencer Dinwiddie vencía a Buddy Hield y Jamal Murray se imponía a un Lou Williams poco inspirado. En segunda ronda, Markkanen se hacía con la corona de los interiores, mientras que el cuadro de los exteriores se lo llevaba Dinwiddie. El base/escolta de los Nets se imponía en la final al ala-pívot de los Bulls, que se atascaba tratando de colar el balón por el círculo.

 

Ganador: Spencer Dinwiddie

Dinwiddie Taco Bell

 

https://www.youtube.com/watch?v=dEeXUcM1ZiY

 

 

TRIPLES

PARTICIPANTES

Tobias Harris (Clippers)

Wayne Ellington (Heat)

Paul George (Thunder)

Devin Booker (Suns)

Kyle Lowry (Raptors)

Bradley Beal (Wizards)

Klay Thompson (Warriors)

Eric Gordon (Rockets)

 

Reglas: cinco carros con cinco balones en cada uno; cuatro de los carros tienen cuatro balones que valen un punto y uno que vale dos puntos, llamado “moneyball” (el tricolor de toda la vida), salvo un carro en el que todos los balones son tricolor. Los concursantes tienen un minuto de tiempo y pueden colocar el carro de los “moneyball” donde prefieran. Las posiciones son las dos esquinas, los dos vértices y la parte frontal. Los tres participantes con más aciertos pasan a la final, donde las reglas son exactamente las mismas.

 

Empezaba bien el concurso con Tobias Harris inspirado, aunque el alero iba perdiendo fuerzas hasta dejar varios airballs, pese a los que concluyó con 18 tantos. El segundo en concursar era Wayne Ellington, que se reponía a un mal inicio para acabar con 17 puntos. Paul George entraba después, protagonizando la calamidad de la noche al quedarse en 9 puntos con varias pedradas a tabla incluidas. El cuarto en discordia era Devin Booker, que comenzaba con dudas y cogía ritmo en el carro central hasta terminar con 19 puntos. Kyle Lowry tomaba el relevo y se quedaba en 11 tantos al no encontrar en ningún momento su tiro. Bradley Beal era el siguiente y, tras un inicio desastroso, anotaba 4/5 en el carro de “moneyballs” para concluir con 15 tantos. Klay Thompson dejaba el carro bueno para el final y con una canasta sobre la bocina igualaba a Booker con 19 puntos. Eric Gordon, campeón el año pasado, fallaba muchísimo y no encontraba una buena racha, concluyendo el ejercicio con 12 tantos.

 

Tobias Harris era el encargado de abrir la segunda ronda y se repitió la historia de la primera, con un muy buen inicio que lo llevaba a fallar solamente dos tiros de los primeros diez, pero desmoronándose después para quedarse en 17. Devin Booker era el segundo en aparecer en la final y su actuación fue de las que hacen época, anotando 28 de los 34 puntos posibles y consiguiendo un nuevo máximo histórico en el concurso, superando los 27 tantos que habían acumulado en su momento Stephen Curry y Klay Thompson. Klay, tercero en saltar al parqué en la final, dejaba una muy buena tarjeta de tiro yéndose hasta los 25 puntos, aunque sin poder superar los números del escolta de los Suns. Así pues, el joven Devin Booker se llevaba el galardón en un concurso que fue pésimo en su primera ronda pero que concluyó en alto con el duelo de pistoleros entre Booker y Thompson.

 

Ganador: Devin Booker

Booker 3P

 

 

https://www.youtube.com/watch?v=LASo7FoA8kg

 

 

MATES

PARTICIPANTES

Donovan Mitchell (Jazz)

Victor Oladipo (Pacers)

Dennis Smith Jr (Mavericks)

Larry Nance Jr (Cavaliers)

 

Reglas: cada jugador hace dos mates por ronda, teniendo tiempo ilimitado pero solamente tres intentos para conseguirlo. Las puntuaciones del jurado oscilan entre un mínimo de 30 y un máximo de 50 y son subjetivas de cada miembro. Los dos jugadores con más valoración sumando los dos mates en primera ronda pasan a la final, donde tienen que hacer dos mates con las mismas condiciones que en la ronda anterior.

 

El jurado este año no era solo cosa de ex jugadores de la NBA. Julius Erving y Lisa Leslie (WNBA) eraN el únicos. Los tres restantes eran los actores Chris Rock y Mark Wahlberg y el productor musical DJ Khaled.

 

Donovan Mitchell era el encargado de dar la salida y lo hacía pidiendo una segunda canasta, tablero incluido, cerca de la que había en pista. Lanzaba el balón a la tabla de una para coger el rebote, machacar en la otra y sumar 48 puntos. Victor Oladipo iba después y buscaba un mate de espaldas, aunque no tuvo suerte y se quedó sin conseguirlo en los tres intentos que se permiten, logrando una puntuación de 31. Dennis Smith Jr, el jugador que más salta de la NBA, fallaba el primer intento y cambiaba para buscar asegurar, matando de espaldas sin mucha complicación y sumando 39 puntos. Larry Nance Jr se servía de dos artistas que habían hecho un número de magia cambiando rápido de ropa en uno de los parones, se metía tras una tela con el chándal de su equipo (los Cavs) y salía de nuevo con el uniforme de los Suns que vistió su padre, Larry Nance Sr, cuando ganó este mismo concurso. El hijo copió el mate con el que su padre se llevó el trofeo y sumó 44 puntos.

 

El parón entre rondas traía lo que, para mí, es lo mejor de todo el All-Star Weekend: el baile de mascotas hinchables. Una pasada.

 

Se reanudaba el torneo con Chadwick Boseman, protagonista de la película de Marvel Black Panther, entregando a Victor Oladipo la máscara del icónico personaje; Oladipo (nigeriano) se la colocaba y, tras fallar el primer intento, conseguía su primer mate de la noche a la segunda sumando 40 puntos. Dennis Smith Jr era el segundo en la segunda ronda y dejaba, tal vez, el mejor mate de la noche pasándose el balón bajo una pierna, con cambio de mano incluido, al tiempo que hacía un reverso en el aire para machacar a una mano y conseguir el primer 50 de la velada a pesar de lograr el mate en su tercer intento. El siguiente era Larry Nance Jr, que arrancaba desde detrás de la canasta y dejaba un mate muy violento con la mano derecha, arqueando el brazo desde abajo hacia arriba y de nuevo hacia abajo para sumar 49 puntos. Donovan Mitchell era el encargado de cerrar la primera ronda y lo hacía con el uniforme de Darrell Griffith, uno de los mejores matadores de la historia de los Utah Jazz, representante de la franquicia mormona en el primer concurso de mates y el hombre con quien se compara a Mitchell; tras fallar su primer intento, el escolta pedía a su propia hermana, al actor Kevin Hart y al hijo de éste que se colocaran bajo canasta, pidiendo a un compañero ayuda en una asistencia contra el lateral del tablero, recogiendo el balón en el aire y machacando sin piedad para sumar 50 puntos y su primer pleno.

 

La final, pues, medía a Donovan Mitchell y a Larry Nance Jr, que habían puesto la magia vintage cada uno con su estilo sobre el parqué. Larry Nance Jr pedía ayuda para el primer mate a Larry Nance Sr, que pasaba el balón hacia arriba para que su hijo lo cogiera muy lejos del aro, con mucha altura y lo hundiera con un molinillo precioso para acumular 46 puntos. El turno era para Mitchell, que lanzaba el balón a tabla y cogía el rebote muy atrás y muy abajo, moviendo el brazo como una catapulta hasta encontrar el aro y sumar 50 puntos y su segundo pleno. Para el segundo mate de la final, Larry Nance Jr lanzaba el balón a tabla, lo cogía en el aire, lo volvía a mandar a tabla, lo volvía a coger y lo metía hacia abajo a dos manos para sumar su pleno de la noche y sus 50 puntazos. Para el último mate de la velada, Mitchell se quitaba la camiseta de los Jazz y dejaba ver la que lucía Vince Carter en los Raptors en el 2000; Mitchell se atrevía a intentar uno de los mates más icónicos de la historia del concurso, logrando en su segundo intento el precioso reverso de 360 grados en salto con mate a una mano para sumar 48 puntos y llevarse el concurso.

 

Ganador: Donovan Mitchell

Mitchell Dunks

 

 

https://www.youtube.com/watch?v=0EVO2ohrQtw

 

 

DOMINGO

ALL-STAR GAME

Team LeBron 148 – 145 Team Stephen All star game

Kevin Hart, tras un simpático video de presentación, aparecía en el Staples Center para ejercer de maestro de ceremonias y allí lo recibía Rob Riggle, el popular cómico. Jamie Foxx, sombrero de cowboy en la cabeza, rapeaba en un numerazo del salvaje oeste con letra temática en la que se hablaba de estrellas presentes y pasadas de la NBA. La segunda escena comenzaba con la popular Eye of the Tiger y aparecían Adam DeVine (no LeVine, no el de Maroon 5) primero y Queen Latifah después para rapear y el propio Rob Riggle, guitarra en mano, cantaba. El tercer momento del show lo protagonizaba el rapero y actor Ludacris, con un cuerpo de baile sensacional tras él. Después de eso, Kevin Hart renunciaba a participar en el partido en un simpático momento y empezaban las presentaciones. Los primeros presentados eran los lesionados Kevin Love, DeMarcus Cousins y John Wall, con el entrenador de los Raptors y del Team LeBron, Dwane Casey. El primero de los que disputarían el partido en ser presentado era Goran Dragic y, después, Victor Oladipo, Bradley Beal, Kemba Walker, Andre Drummond, Paul George y LaMarcus Aldridge. Llegaban los titulares: Anthony Davis, Kyrie Irving, Russell Westbrook, Kevin Durant y, por último, el capitán LeBron James. El Team Stephen era presentado después, con Mike D’Antoni siendo el primer presentado como entrenador y, después, los suplentes: Karl-Anthony Towns, Draymond Green, Damian Lillard, Klay Thompson, Jimmy Butler, Kyle Lowry y Al Horford. Después, los titulares: Joel Embiid, Giannis Antetokounmpo, DeMar DeRozan, James Harden y el capitán, Stephen Curry. Berenaked Ladies interpretaban a capela el himno de Canadá y, a continuación, Fergie interpretaba el himno de Estados Unidos con su vozarrón haciendo una extraña versión que causó bastante controversia.

 

Con todo preparado, con el Team Stephen totalmente de negro y el Team LeBron totalmente de blanco, Curry y James se plantaban en la mitad de la pista para agradecer el apoyo a los presentes y a la ciudad, con la “promesa” de que iban a tomarse el partido en serio. Los uniformes, para cerrar ese tema, llevaban el logotipo de Jordan, la filial de Nike y, en grande, el escudo del equipo de cada jugador, mientras que las chaquetas de chándal llevaban una estrella por cada participación en el All-Star Game de cada jugador.

 

Davis ganaba el salto inicial a Embiid y la primera posesión del Team LeBron se la jugaba Westbrook con un triple, que escupía el aro con rebote para Antetokounmpo y con Embiid anotando y recibiendo falta a la contra. A los dos minutos de juego, LeBron picaba el balón para asistir a un bonito alley oop con Anthony Davis quien, por cierto, lucía la camiseta de su compañero en los Pelicans DeMarcus Cousins, seleccionado como titular para el partido y ausente por lesión. Con cinco minutos jugados, Embiid buscaba un reverso como el que hizo dos noches antes en el partido de los rookies, pero aquí jugaba con los mayores y Durant metió la mano. En el primer tiempo muerto la realización enfocaba a Bill Russell, Jerry West, Kareem Abdul Jabbar y Julius Erving, sentados juntos. De pasada se veía a Jack Nicholson y, muy cerca, a Arnold Schwarzenegger. Karl-Anthony Towns y Andre Drummond protagonizaban un bonito duelo bajo los aros con el de los Wolves imponiéndose. El primer cuarto terminaba con 31-42 favorable al Team Lebron, con más de 30 puntos menos que el año pasado en el mismo parcial, confirmando que si bien las defensas no eran férreas, sí tenían cierta intensidad.

 

El segundo cuarto arrancaba después del número de baile combinado de las Clippers Spirit y las Lakers Girls.

 

All star game 2En el segundo parcial llegaba a mandar el Team Stephen por 15 puntos, con Antetokounmpo y Lillard muy inspirados. Los titulares volvían a la pista y LeBron ponía a su equipo a un punto con una lección de liderazgo puro. Embiid luchaba por los rebotes como si fuese un partido de competición y eso se agradecía. El propio Embiid, a falta de cuatro minutos para el descanso, metía un triplazo desde su casa y colocaba un taponazo a Westbrook en la siguiente jugada. Curry driblaba haciendo diabluras ante la marca de LeBron y conseguía sus primeros puntos de la noche con una canasta que ya es clásica para él y que parece imposible para el resto de mortales. Las mascotas salían a la pista en el siguiente parón y sacaban a DJ Khaled, al que choteaban con una simpática broma que concluía con Draymond Green acercándose a él al ritmo del All by Myself de Eric Carmen. Se reanudaba el partido con el Team LeBron remontando de nuevo una desventaja que había vuelto al marcador, aunque Klay Thompson y sus triples volvían a abrir algo de distancia para el Team Stephen. Una pérdida de balón de Harden la aprovechaba Paul George para hacer la última canasta del primer tiempo y dejar el marcador en 76-78 favorable al Team Stephen.

 

El show musical del descanso corría a cargo de Pharrell Williams, que comenzaba un show algo apagado pero que remontaba con la presencia de Migos, (banda de trap de Quavo, MVP del Celebrity Game) sobre el escenario. El show, en general, estuvo lejos de lo esperado (al menos por mí) para un músico, cantante y productor tan sumamente genial como es Pharrell.

 

Ya en le reanudación, con Curry, Harden y Antetokounmpo en el banquillo, veía abierto el marcador con un triplazo de Durant. La realización se centraba en Curry, que se hinchaba a palomitas en el banquillo. Draymond le colocaba un gorrazo a Irving, despertando a los jugadores, que parecían haber salido muy fríos tras el largo descanso. En el primer tiempo muerto del segundo tiempo, el actor Andy Garcia tomaba el micro antes de que aparecieran en el centro de la pista Shaquille O’Neal, Elgin Baylor, Julius Erving, Kareem Abdul-Jabbar, Jerry West, Magic Johnson y Bill Russell. Se volvían a colocar los jugadores sobre el parqué y una de las primera jugadas era un robo de Oladipo, que se lanzaba él solo al contraataque para meter un matazo de espaldas que le hacía desquitarse del que no consiguió en el concurso del día anterior. En los instantes finales del tercer periodo, el Team LeBron se colocaba con cuatro puntos de ventaja, pero aparecía Curry para contrarrestarla con un triple, una bonita bomba y una genial asistencia. 109-112 favorable al Team Stephen a falta de los últimos 12 minutos. Jimmy Butler no había jugado ningún minuto hasta el momento, al parecer por cansancio aunque no dejaron de aparecer rumores en redes sociales de todo tipo.

 

El último parcial comenzaba con un bonito intercambio de golpes, pero pronto volvía a abrirse un ligero hueco a favor del Team Stephen. Sobre la pista, solamente suplentes, augurando un final de máximo nivel con los titulares de ambos equipos en pista. LeBron y Durant volvían a pista para reducir distancias y lo conseguían. El chicle que era el resultado volvía a abrirse con un Lillard excelso en el tiro en ese momento aunque algo indolente en actitud. Trece puntos arriba para el Team Stephen cuando llegaba un parón en el que se medían en un duelo de baile los Mavs ManiAACs y las mascotas de los equipos NBA. Se retomaba el partido con una gran jugada de Irving, que asistía para el triple de Paul George. Irving seguía haciendo ilusionismo y Harden respondía encarando y superando a Durant. George anotaba otro triple más cuando quedaban cinco minutos dejando el partido a ocho puntos. El partido, en ese momento, tenía la intensidad de un partido oficial, con faltas a ambas partes de la cancha. El Team Stephen mandaba por tres puntos y quedaban 3:30 para el final cuando Irving hacía magia y ponía a los suyos a un puntito. En el último tiempo muerto del partido, con Jeanie Buss y Steve Ballmer, dueños de Lakers y Clippers respectivamente, en el centro del pabellón, saltaba a la pista Michael Jordan, que recibía un balón como simbólico pase de relevo puesto que la ciudad de su franquicia, Charlotte, acogerá el All-Star Weekend del año que viene. La reanudación del partido traía un bonito movimiento en la pintura de Embiid, que encontraba respuesta en un triple descomunal de LeBron. 144-144 a falta de 1:14 para el final. Jimmy Butler seguía sin pisar la pista y ya no lo haría, dejando una curiosa ausencia. LaMarcus Aldridge, jugando apenas 4 minutos, tampoco quedaba en la retina. El partido estaba parado por un saque de banda que no se sabía a favor de quién era. Daban balón al Team Stephen y tanto LeBron como Durant protestaban de manera airada. Había tensión. Locura final. Locura. Paul George encaraba a Embiid y lo superaba en carrera, pero se encontraba con un tapón escandaloso. Quedaban 40 segundos cuando DeMar DeRozan se iba a la línea de tiros libres para anotar uno y fallar otro. LeBron anotaba y daba ventaja. DeRozan perdía el balón en su posesión y Westbrook ponía al Team LeBron con tres puntos de ventaja. Faltaban 10 segundos para el final y había posesión para el Team Stephen. Tiempo muerto. El banquillo del Team LeBron discutía sobre si hacer falta. La última posesión del Team Stephen encontraba una defensa épica de los del Team LeBron y el partido terminaba. Una acción defensiva resolvió el All-Star Game. Nos lo cuentan el año pasado y no nos lo creemos. El cambio funciona. Que no decaiga.

 

MVP: LeBron James

LeBron MVP

 

 

https://www.youtube.com/watch?v=RfWC4iDzpdI

 

 

Nos leemos la semana que viene con más NBA

 

GJD Eleven

 

¡RECUERDA QUE PUEDES SEGUIRNOS EN LAS REDES SOCIALES!

TWITTER: @WEBDIARIOAM ; HASHTAG: #DIARIOAM

FACEBOOK: HTTPS://WWW.FACEBOOK.COM/WEBDIARIOAM

¿Te gusta esta entrada?

21

More in Crónicas

Portada

No dos, sino tres Serenas – Crónica Diario AM 22/09/2018

Ella23 septiembre, 2018
futbol5

La Agenda Futbolera 2019, Jornada 5 – Crónica Diario AM – 22/09/2018

Ankor22 septiembre, 2018
Portada

Serena no tan serena (y van 2) – Crónica Diario AM 16/09/2018

Ella16 septiembre, 2018
portada0

Ranking UEFA 2019, Jornada 0 – Crónica Diario AM 15/09/2018.

Ankor15 septiembre, 2018
Deportes Dinero

Dinero, fútbol, tenis, básquet y baloncesto

errante12 septiembre, 2018
Portada

El fútbol es un negocio – Crónica Diario AM 09/09/2018

Ella9 septiembre, 2018

Copyright © 2015 DiarioAM