Aportación Propia

Gestión humana – Crónica Diario AM 17/12/2017

Gestión humana – Crónica Diario AM 17/12/2017
Ella

 

Querid@s Damistas:

Empecemos estas últimas líneas domingueras antes de la Navidad de buen y mal rollo. ¿Qué prefieren antes: el bueno o el malo? No se preocupen, ya he escogido yo por ustedes y será la mar de divertido.

 

El primer rollo

Primero de todo, felicitemos al Real Madrid por su victoria en el Mundial de Clubes. No nos engañemos: ganarlo no es lo difícil para el club que llega de Europa, lo que cuesta muy caro es obtener la plaza para estar ahí. ¿Que existe un montón de gente que dice que el Real Madrid lo suele tener todo bastante fácil en la Champions? No seré yo quien lo confirme ni lo niegue, ni quien abra la caja de Pandora con la Navidad a la vuelta de la esquina… Allá cada uno con su opinión y su análisis, yo no digo nada porque no seguí la fase final de Champions (tenía la cabeza en otros temas), o sea que mejor me callo.

De todas maneras, haya sido un camino de rosas o no, rivales fáciles o no, arbitrajes a favor o no, la realidad es que el Real Madrid ha obtenido su quinto título del año, y desde Diario AM les felicitamos efusivamente.

 RM

 

 

El segundo rollo

¿Lo primero era lo de buen rollo o no? Venga, no me sean cenizos los culés de por aquí, eh… Ya sé que da rabia, pero ante todo en esta vida se ha de ser una persona respetuosa, elegante, educada y también digna. Si creen que lo primero es lo de buen rollo lo mismo les amargo un poco el día porque…

… porque les voy a hacer caer un mito al final del post. En esta época de nueva película de la saga Star Wars (ya la he visto, porque me spoilearon a base de bien el episodio VII en Twitter hace 2 años y esta vez me he ido al cine corriendo para que no me volviese a pasar: misión cumplida), estamos todos muy épicos y tal. Y en el fútbol hay mucha épica, mucha… Y hay canciones, e himnos, y piel de gallina, y grandes historias… Pues bien, después de tantos años aguantando desprecios, burlas, comentarios jocosos, miradas altivas y de soslayo, he decidido que ha llegado el momento de vengarme.

 Espíritu navideño

 

Pero qué espíritu navideño ni qué ocho cuartos… A mí no me van a manipular, nanay. O sea que al final del post les voy a dejar semejante regalito que hubiesen preferido que les spoileasen el episodio VIII, la boda sangrienta aquella de GoT y “Usual Suspects”, todo junto. Y además, le dedico el evento en particular a Gimme, ale.

Y sí, lo del Real Madrid era lo de buen rollo… 

 

Un poquillo de debate para acabar el año

El otro día Neymar se fue apenas unos días a Brasil porque su hermana le necesitaba. A día de hoy nadie ha sabido explicarme qué le pasaba a la hermana, que espero que no fuese nada grave, y si lo era que se haya arreglado. 

Pues bien, ello ha generado algunos comentarios a mi alrededor, por el trato de favor a Neymar. La cuestión es que siempre es lo mismo con los jugadores de fútbol sudamericanos, porque todos tienen en común la enorme distancia familiar desde Europa (algo sé yo de ese tema, que no llegué a conocer a uno de mis abuelos por esa dichosa distancia), y además suelen ser jugadores de calidad, porque los que dan el salto son, lógicamente los mejores, dada la superioridad económica actual de los clubes europeos respecto a los clubes sudamericanos.

Pues bien, si tienes a un tío que tiene la familia muy lejos, que encima es el mejor o de los mejores de tu equipo, y que como todo hijo de vecino puede tener problemas personales, ¿qué haces? ¿Le das privilegios o no? ¿Le dejas viajar lejos, con el consiguiente cansancio asociado, cuando a otros no les dejas viajar igual de lejos para irse unos días al sol, por ejemplo?

La verdad es que es un tema que, en mi humilde opinión, se ha de tratar de manera individual, lo cual puede llevar a quejas comprensibles. En francés existe una expresión que me encanta: “deux poids, deux mesures”. Traducido literalmente significa “dos pesos, dos medidas”, lo que en cristiano sería el doble rasero de toda la vida. Hay una regla para unos y otra diferente para otros, con las consiguientes quejas. Yo tuve una vez un jefe así, era bastante bestial el tema, y daba mucha rabia, sobre todo para los que tuvimos la enorme desgracia de caer del lado “malo” del rasero… Y encima el tío se consideraba justo y estupendo, lo cual daba aún más rabia, porque si al menos admitía tener enchufe a unos y no a otros pues mira, al menos tenía el honor de reconocer y asumir su error (porque en su caso se trataba de un grave error que le costó pasar de ser un jefe apreciado de manera media por el equipo a ser un jefe despreciado por la mayoría del equipo, ahí es nada). 

Es un tema muy peliagudo, sí. En el caso de Neymar, lo que pasó fue que a la vuelta de semejante tute de viaje, el brasileño marcó 2 goles e hizo 2 pases de gol, y el partido acabó con victoria de 4-1 del PSG contra Rennes, que tampoco es el equipo del siglo eh, pero bueno, que los partidos no se ganan sin bajar del autobús tampoco. Está claro que Neymar le ha enviado un mensaje alto y claro a Emery: puedes dejarme ir de nuevo a Brasil tranquilo, porque cuando vuelvo sigo marcando goles.

Neymar 

Entiendo que puede dar rabia a los compañeros, porque problemas tenemos todos, y el invierno parisino es durillo: ¡claro que molaría irse a tierras más cálidas unos días! Pero al mismo tiempo, a las estrellas hay que tratarles como tales, y por mucho que ganes, si por lo que sea tienes que viajar por un motivo personal el dinero no cambiará nada. 

Siempre me ha apenado saber cuando un futbolista se ha perdido el nacimiento de un hijo por un partido. Aunque sea una final de Champions, fíjense lo que digo, ¡una final de Champions!, perderse semejante acontecimiento vital es algo que no me entra en la cabeza. Pienso que en este caso el entrenador tiene también que tomar la decisión más cabal de todas, que es decirle al jugador que se vaya corriendo al hospital. No hay dinero en el mundo que te pague perderte el nacimiento de un hijo, o estar con un ser querido en sus últimas horas de vida, llegar a tiempo para darle un último beso, una última caricia en la mano… No hay dinero que pueda cambiar estas cosas.

Por ello, pienso que para tomar este tipo de decisiones se ha de tener en cuenta cuál es el peso del jugador en la plantilla (el que no trabaja bien que le vaya a pedir favores al pito del sereno, eso está claro), pero también se ha de tener en cuenta el factor humano, que nada tiene que ver con si el jugador es mejor, peor o regular. 

Neymar se ha asegurado poder viajar la próxima vez que lo necesite (imagino que con una justificación de peso). Ahora bien, es muy, muy delicado gestionar las envidias en un grupo humano, y ésta es una de las razones por las que a mí no me gustaría ser jefa. Cuando tenía 7 años soñaba con ser presidenta de los Estados Unidos, que para mí en ese momento era el puesto más importante que se me podía ocurrir… Hoy en día, viendo cómo funciona la política (¡y todo lo que no sabemos!) ni a punta de pistola me obligan a mí a aceptar el puesto. Hace años que entendí que esto va de ser lo más feliz posible haciendo felices a los de su alrededor, y no de tener poder, que es un marrón. 

Y ustedes, ¿cómo lo ven?

 

El espíritu navideño se va por el retrete 

Todos conocen esta canción y se emocionan taaaaantoooo cuando la escuchan a los aficionados del Liverpool (vean el video hasta el final, que es la mejor parte):

 

 

Ahora viene cuando me van a odiar mucho… ¿Sabían que esta canción, “You’ll Never Walk Alone”, es una canción que tradicionalmente se canta en las bodas en Estados Unidos? Lo sé, es horrible, una canción que se supone que es para animar a su equipo de fútbol de manera megaépicadelamuertequeseteponelapieldegallina, resulta que se la acabo de transformar en una canción… ¡romántica! ¡Y en una boda! ¡Sacrilegio! ¡Al abordaje! ¡Abajo Ella y sus historietas!

No es lo peor, no, lo peor viene ahora.

Lo peor es que ninguno de ustedes, y no me digan lo contrario porque si no me voy a enfadar, sabe de dónde demonios sale la canción. Y sí, sus peores pesadillas se van a hacer realidad: VIENE DE UN MUSICAAAAAAAAAAAAAAL.

 

Gimme, lo sé: imperdonable. 

La canción de marras es de Rodgers & Hammerstein, que son a los musicales lo que es Pelé al fútbol: antiguo, los que lo vieron en directo ya casi están todos muertos, pero muy legendario igualmente. La canción fue escrita en 1945, hace mucho, para un musical que se llama “Carousel”, que es un poco el musical que… Miren, lo dejo porque sé que no les interesa. 

Aquí va el video con la canción en su versión original, la del musical. Es mi regalo de Navidad, envenenado evidentemente, pero así es la vida: “You’ll Never Walk Alone” es una canción de un musical que se canta en las bodas, ¡ja!

Venganza completada, ya puedo desearles Feliz Navidad, Año Nuevo y todo lo que quieran celebrar los próximos días. Y cuando vean al Liverpool por la tele, no lo olviden: la cancioncita de marras viene de un musical. De nada corazones.

 

Ella Vengada / Diario AM

Twitter: @EllaDiarioAM

 

 

¿Te gusta esta entrada?

27
Aportación Propia
Ella

Desvariando semanalmente desde París (Francia). Y "echar" va sin h. Todo empezó en octubre de 2009, justo antes de mudarme a vivir a París. El hermano pequeño de mi mejor amiga me dijo "tienes que visitar un blog muy divertido…". Y aquí estamos unos años después, de administradora y dominadora del mundo, contando cada domingo batallitas varias ("yo he venido aquí a hablar de mi libro", que decía aquél). Aviso para navegantes: mis posts se han de leer con el sentido del sarcasmo incorporado si se quiere disfrutar de la experiencia completa. Y el deporte femenino existe.

More in Aportación Propia

Final

Rusia 2018: la final – Crónica Diario AM 15/07/2018

churchill15 julio, 2018
Portada2

Triste final – Crónica Diario AM 08/07/2018

Ella8 julio, 2018
Portada

Mucha garra – Crónica Diario AM 01/07/2018

Ella1 julio, 2018
Volvo Ocean Race

Volvo Ocean Race 2017-2018 (I) – Crónica Diario AM 25/06/2018

churchill25 junio, 2018
Volvo Ocean Race

Volvo Ocean Race: etapa 10 – Crónica Diario AM 18/07/2018

churchill18 junio, 2018
Portada

Mafioso – Crónica Diario AM 17/06/2018

Ella17 junio, 2018

Copyright © 2015 DiarioAM