Aportación Propia

Melancolía – Crónica Diario AM 01/05/2016

Melancolía – Crónica Diario AM 01/05/2016
Ella

Querid@s Damistas:

Hoy se celebra el Día de la Madre en España. Hoy la red se llena de buenos y bellos deseos para la gran mayoría de mamás del mundo… Y a mí me gustaría empezar de otra manera este post, con otro mensaje. 

Hay hijos (e hijas) que han perdido a sus mamás demasiado pronto. Y hay también hijos (e hijas) que no han tenido la suerte de tener una mamá buena, y que se han encontrado con una mamá que no les ha querido, que les ha abandonado, que les ha tratado mal… En un día como hoy, me gustaría dedicar este post a todos estos hijos (e hijas) que no han podido disfrutar de una mamá buena o de una mamá durante un largo periodo tiempo. Ojalá por el camino de la vida hayáis podido encontrar otras mujeres, generosas, cariñosas y amorosas, que hayan llenado un poquito el agujero dejado por vuestra madre.

Va por vosotros.

 criar-un-bebe-feliz-2

 

Recordando

Y hablando de agradecimientos, supongo que ya todo el mundo se habrá enterado de la noticia, y es del fallecimiento hace un par de días de Manel Vich, el speaker del Camp Nou durante 60 años (que se dice rápido). Desde que me enteré de la noticia ando reflexionando sobre algo como muy filosófico, y es aquello de que tenemos tantas cosas y no nos damos cuenta hasta que las perdemos…

Vich empezó cantando las alineaciones en el antiguo campo culé de Les Corts, e informándome por ahí me he enterado de que su jugador preferido fue Kubala (al que, evidentemente, conoció). También le he oído en una entrevista cuando decía que el mismísimo Johan Cruyff fue a buscarle y le dijo: “tienes que pronunciar mi apellido “croif”, y no “cruif””. Y Vich lo hizo y le cayó todo el Camp Nou encima… 

También he leído que, durante el franquismo, don Manel se dedicó a hacer la puñeta al régimen. Les recuerdo que durante la dictadura de Franco en España estaba prohibido hablar y escribir en las lenguas históricas que no fuesen el castellano, y por tanto Manel Vich estaba forzado a hablar por los altavoces en castellano. Pero como este señor de tonto no tenía ni un pelo, se las ingeniaba en cada partido para soltar un “s’ha perdut un nen” (se ha perdido un niño) por los altavoces, en claro y sonoro catalán, para escándalo de las autoridades franquistas y recochineo del público. Y no, nunca había un niño perdido, pero oigan, cuando el cuerpo te pide marcha hay que dársela, ¿no creen?

 saat-manel-vich-muda

 

Todo esto es para decirles que sí, ha fallecido una leyenda del barcelonismo, pero vayamos más allá. En una época donde hay tanta gente (sobre todo entre las generaciones jóvenes) que busca los “likes” en las redes sociales, la notoriedad, la tontería de las selfies poniendo cara de babuino, las declaraciones fuera de tono, etc… Pues en esta época en la que vivimos, con sus ventajas y sus inconvenientes, no nos puede hacer olvidar algo, y es que la vida vale la pena, y la vida no son los retuits. La vida es gente como Manel Vich, que están ahí sin que uno se dé cuenta, que nos recuerdan qué es lo que importa.

Una servidora ha estado en varios estadios de fútbol viendo partidos en directo, y uno de ellos ha sido el Camp Nou. Por tanto, he escuchado al señor Vich en directo (además de por la tele, claro está). Y este señor forma parte de la memoria colectiva de generaciones y generaciones de aficionados al fútbol. Ahora se ha ido sin hacer ningún jaleo, y ya dicen que quizás su hijo toma el relevo. Y lanzo una idea salvaje: ¿sería descabellado considerar una voz femenina para un estadio de fútbol?

Pero además de las ideas salvajes, cuántas personas nos cruzamos todos los días y pensamos que siempre estarán allí, y no. Ayer estuve todo el día pensando en ello, a cuántas personas tendría que contactar para darles las gracias por estar ahí siempre, haciendo su trabajo, o dando los buenos días… Cuántas y cuántos Manel Vich hay a los que no hacemos mucho caso… 

Y lo digo hoy, que además es el Día de la Madre, un día para agradecer lo que se tiene, quien lo tenga, un día para reconocer todo lo que damos por sentado: el cariño, los cuidados, los sacrificios… Sabiendo que no todo el mundo ha tenido la suerte de tener ese cariño, esos cuidados, ni esos sacrificios. 

Demos las gracias a los Manel Vich de nuestro camino, y a las buenas madres, porque la vida sin estas personas es peor.

 pancarta

 

La semana pasada

El domingo pasado, entre prisas, no pude contarles mis recientes aventuras parisinas. Por cierto, en un par de semanas aprovecho y aviso que llega el post más esperado del año (sí, sí, no exagero): ¡Eurovisión! Sé que cada año andan como locos en el mes de mayo, esperando dando pequeños saltitos “el post de Ella sobre Eurovisión”. Pues bien, la espera ya casi llega a su fin porque en dos domingos aquí llegaré yo con mi análisis imprescindible de uno de los mayores acontecimientos mundiales. Y ojito, que luego no vaya a pasar como con Manel Vich, y cuando yo ya no esté no vayan a echar (sin h) de menos mis noticias eurovisivas… Y la canción de España este año está medio decente y todo, o sea que al tiempo.

Como les decía, han pasado cosas y no se las he contado. El sábado de la semana pasada me fui al Stade de France, ese estadio deportivo mal diseñado para el fútbol (pero es el que tiene más asientos de Francia) para ver la final de la Coupe de la Ligue entre el PSG y el LOSC (el equipo de Lille). Ganó el PSG, que jugaba de visitante, 2-1 y eso que jugó con diez por expulsión de Adrien Rabiot, que es un tío más o menos mesurado y aún no sé cómo se las ingenió para ser expulsado.

Pero lo más notable del partido no fue la lógica victoria parisina, sino el frío y la cutrez del evento. Por una parte, no sé a qué cerebro se le ocurrió hacer un “espectáculo americano pero a la francesa”, y se trajeron a cheerleaders (femeninas y masculinas) a dar la cara con una coreografía mal ensayada. No sólo eso, sino que también apareció un cantante de hip hop llamado Maître Gims, que tal cual apareció se llevó los peores pitos de ambas aficiones (no sé por qué tampoco). El muchacho, vestido de blanco, es uno de los integrantes de Sexion d’Assaut, un grupo de rap francés formado por chicos del extrarradio con un más que dudoso gusto para vestir. No tenía mala voz el chaval, pero su “música” no caló, ni el DJ por el que se hizo acompañar tampoco…

 maitre-gims-maitregimstheking-rap-rappeur

 

Al final del partido se nos “ofreció” un espectáculo de luces absolutamente patético que claramente sirvió para hacer tiempo para instalar cosas para dar la copa al ganador. Luego se deben de preguntar por qué nos ponemos todos como locos viendo el show de la Super Bowl… ¡Porque en Estados Unidos saben hacer estas cosas, no como aquí! Madre mía, fue patético… Los jugadores del PSG no sabían dónde meterse, entre que evitaban a las cámaras de televisión, y que hacía frío, pocos títulos se han celebrado de manera más triste, se lo digo muy en serio.

Pero no sólo el nulo sentido del espectáculo fue una catástrofe, porque lo peor fue el frío. En París llevamos una semana entera de vuelta al invierno, y el sábado pasado, vestida como iba yo con ropa de abrigo de pleno invierno, cogí tanto frío que no pude dormir, a pesar del edredón, la calefacción… ¿Saben cuando el frío cala hasta los huesos, y por mucho que uno se abrigue se sigue estando frío por dentro y nada lo puede remediar? Pues así debíamos de estar todos después del partido, fue una verdadera tortura, me perdí todo el partido porque mi cerebro no paraba de pensar: “¡pero qué frío que tengo!”, y de allí no lo saqué. Ni siquiera me enteré de la tarjeta roja a Rabiot porque tenía la vista perdida en el horizonte, mientras pensaba en lo corta y poco aprovechada que había sido mi vida, y qué tristeza iba a ser muriendo durante un partido de Ligue 1…

 Paris neige avril

 

Y para quien no me crea, el martes pasado, 27 de abril, nevó en París. Sí: nevó, cayeron copos de nieve del cielo, como en invierno, pero a finales de abril. Aún no nos hemos recuperado del susto, de estar con la calefacción encendida todo el día, de ver las fotos en Facebook de la gente en manga corta mientras nosotros vamos con el abrigo de invierno, bufanda, guantes gruesos y gorros. ¡Gorros en abril! ¿Se dan cuenta?

Muy seriamente me he cuestionado esta semana mudarme de país e irme a uno cálido, da igual el continente, qué locura… 

En fin, me habían contado que en París podía nevar en abril y ahora me lo creo. Había visto nieve en marzo (fue en 2013), pero en abril es la primera vez. Primavera, este año te estarás haciendo desear mucho…

 

Y cerramos

En este post algo melancólico acabemos con un cantante muerto, Jeff Buckley. Gimme, que parece que se ha puesto como misión en la vida demostrarme que hay música más allá de Barbra Streisand y las comedias musicales, me aparece de vez en cuando con salvajadas. Les dejo con una de estas maravillosas salvajadas, como siempre una joya en estado puro cuando viene de Gimme.

Ah, y para la final de Champions, que pasen los que más lo merecen, o sea Bayern y Atlético de Madrid. Ésta es la verdad y no otra, porque los otros dos no se lo han ganado desde luego, aunque uno vaya a estar por mucho que nos duela a los aficionados. Y que el Leicester sea campeón hoy también, olé por ellos.

¡Feliz semana!

 

¿Te gusta esta entrada?

8
Aportación Propia
Ella

Desvariando semanalmente desde París (Francia). Y "echar" va sin h. Todo empezó en octubre de 2009, justo antes de mudarme a vivir a París. El hermano pequeño de mi mejor amiga me dijo "tienes que visitar un blog muy divertido…". Y aquí estamos unos años después, de administradora y dominadora del mundo, contando cada domingo batallitas varias ("yo he venido aquí a hablar de mi libro", que decía aquél). Aviso para navegantes: mis posts se han de leer con el sentido del sarcasmo incorporado si se quiere disfrutar de la experiencia completa. Y el deporte femenino existe.

More in Aportación Propia

IMG_9351

La guerra de los post-its – Crónica Diario AM 19/03/2017

Ella19 marzo, 2017
WingFly

Wingfly y los hombres voladores Crónica DiarioAM 16/03/17

Rockdactor16 marzo, 2017
knicks_149

NBA: Semana 19 – Crónica DiarioAM 10/03/17

gjdeleven10 marzo, 2017
Remontadas

Las grandes remontadas Crónica diario AM 09/03/16

Rockdactor9 marzo, 2017
La vuelta, René Magritte

Ilusión o realismo – Crónica Diario AM 05/03/2017

Ella5 marzo, 2017
4

Así gana el Madrid Crónica diarioam 03/03/2017

Culle213 marzo, 2017

Copyright © 2015 DiarioAM