Crónicas

Noche de viernes, noche de fiesta – Crónica 11/04/2015

Noche de viernes, noche de fiesta – Crónica 11/04/2015
Muramasa

Hoygan hamijos damistas:

Son aproximadamente las nueve de la noche de un viernes. Es el día y aproximadamente la hora en que cualquiera que vaya a salir con los amigos se empieza a preparar, posiblemente para una larga noche de sexo, drogas y rock’n’roll, o posiblemente no, quién sabe. Pero salir está sobrevalorado y más cuando hablamos de un pueblucho, y cuando uno tiene cosas más interesantes que hacer.

Terminado de cenar, uno se coloca frente al ordenador, preparado para una noche de baseball. Podría haber sido noche de wrestling, pero los acontecimientos han querido que sea así. El primer partido es entre los Baltimore Orioles y los Toronto Blue Jays.

El partido empieza de cara para los de Toronto que pronto colocan 4 carreras en el casillero. Esto es indicativo o bien de un partidazo, si Baltimore consigue anotar en su turno, o bien de un muermo si no lo consigue.

Os hago spoiler, Toronto arrasa, 12-4 concretamente. Lo que viene siendo un palizón. Y eso que Baltimore consigue maquillar algo el resultado al final. Es de esos partidos que le sobran 8 entradas, de las 9 que tiene.

Uno aprovecha que el primer partido termina para intentar hacer cosas de provecho. Son algo más de la una de la madrugada cuando empieza el pretendido partidazo entre los New York Yankees y los Boston Red Sox. Empiezan bateando los Red Sox, y así como empieza, el bateador es eliminado antes de llegar a la primera base. Cuántos partidos de baseball empiezan así…

New York Yankees - Boston Red Sox

El segundo bateador tiene algo más de suerte, y con un buen bateo llega a la primera base. El tercer bateador es eliminado incluso antes de empezar una carrera. El cuarto bateador consigue conectar enseguida, y permite que su compañero ocupe la segunda mientras él llega a la primera. El siguiente bateador es un tal Pablo Sandoval, que aguanta varios pitches, incluso llegando a rozar el Home Run. Red Sox consigue su primera carrera tras un muy buen bateo, y coloca un bateador en tercera base y otro en primera. Desafortunadamente para los intereses de los de Boston, el próximo bateador, a pesar de conectar un bateo, es interceptado por un jugador de los Yankees, y con esto termina el turno de Red Sox.

El primer bateador de Yankees es eliminado por strikes. El segundo bateador consigue conectar con la bola, pero no llega a la primera base. El tercer bateador es un tal Alex Rodriguez, que llega con la presión de que sus dos compañeros han sido eliminados. Un mal bateo hace que el catcher la atrape en el aire y sea eliminado, terminando la primera entrada.

Vuelve el turno de bateo de Red Sox, destacado por un impacto de la bola lanzada por el pitcher en el cuerpo del bateador, lo que significa walk automático. El segundo bateador consgue conectar, pero no evita que el jugador de Yankees la atrape al vuelo. El siguiente bateador de Red Sox, Sandy Leon, consigue batear, cierto, pero es eliminado antes de llegar a base, el otro bateador intenta alcanzar segunda base, pero al ver que la pelota llega antes que él, intenta regresar a la primera, siendo perseguido por el jugador de Yankees de segunda base en un divertido momento. Es eliminado.

El primer bateador de Yankees es eliminado antes de alcanzar la primera base. El segundo es eliminado por strikes, y el tercero lo es por no llegar a la primera base. De momento el partido es dinámico, aunque no todo lo interesante que podría ser.

Llega el momento de la tercera entrada, con el bateo de Red Sox, cuyo primer bateador temrina eliminado como muchos otros, antes de llegar a base. El segundo bateador es eliminado al atrapar los Yankees su bola en el aire. El tercer bateador, en cambio, sí que consigue alcanzar la primera base. En cambio el cuarto bateador es eliminado, cediendo el turno de bateo a los New York Yankees.

El pitcher de Red Sox no acaba de estar fino, fallando varios lanzamientos, pero consigue eliminar al primer bateador de Yankees por strikes. El segundo bateador es eliminado antes de alcanzar la primera base (y cuántas veces debo haber dicho esto ya…). Gregorio Petit, el tercer bateador de Yankees, es eliminado por strikes, y es que prácticamente ni ve la bola. Con este pitch perfecto termina la tercera entrada.

Sandoval vuelve a las andadas para la cuarta entrada, y vuelve a ser eliminado como es costumbre en esta crónica, bateando y siendo incapaz de llegar a la primera base. El siguiente bateador es eliminado de la misma forma. ¿Alguien dijo que el baseball es siempre divertido? Un buen bateo permite a Nava llegar hasta la tan ansiada primera base. Batea Xander Bogaerts por Red Sox, y cuando lo hace, tras dos strikes, su bola es interceptada, dando por finalizado el turno de Boston Red Sox que ha conseguido anotar una carrera de casualidad y sobrevive, gracias a ello, a unos New York Yankees que en cualquier momento se la pueden liar.

Batea Jacoby Ellsbury para Yankees, aunque es eliminado tras ser su bola interceptada, o sea que tal como termina en turno, empieza el siguiente. El segundo bateador de Yankees llega al 3-2 (3 balls – 2 strikes) para conseguir un bateo que lo lleva a la segunda base (double). Vuelve Alex Rodriguez al bateo, y es eliminado por strikes. Mark Teixeira es el siguiente en batear, pero es eliminado al interceptar la bola en el aire un jugador de Red Sox, para así dar por finalizada la cuarta entrada, y llegando a “la mitad del partido” (recordemos que en baseball no hay tiempo).

Boston Red Sox VS New York Yankees

Sandy Leon batea para Red Sox en el inicio de la quinta entrada. Y tal como batea, la bola es interceptada fácilmente. Mookie Betts es el segundo en batear por parte de los Boston Red Sox, incluso consigue un double. El tercer bateador es eliminado al conseguir una bola demasiado picada. David Ortiz es el siguiente en batear, y picar como un pardillo en otra pelota demasiado picada. Sin carreras anotadas termina este turno de los Red Sox.

El primer bateador de Yankees para la quinta entrada consigue alcanzar la primera base. Chase Headley es el segundo bateador y consigue alcanzar primera base, aunque desafortunadamente su compañero de equipo no corre la misma suerte. El mismo Chase Headley es pillado in fraganti por el pitcher y eliminado. El tercer bateador consigue, también, llegar a la primera base. El cuarto bateador, Stephen Drew, llega al 3-2, pero es eliminado por la tan manida bola al aire, dando por terminada la quinta entrada.

La sexta entrada empieza con el bateador de Red Sox incapaz de alcanzar la primera base tras batear. Y vuelve Pablo Sandoval de los Red Sox, que consigue ocupar la primera base. Mike Napoli es el tercer bateador de los Red Sox, y por balls (4 bolas falladas por parte del pitcher) consigue un walk hasta la primera base, no sin antes liarla el catcher, y permitir que Sandoval llegue hasta la segunda base. Gracias a otro regalito del catcher, los Red Sox consiguen avanzar una base más, ocupando la segunda y tercera bases. Un buen bateo consigue poner el 3-0 en el marcador, y eso con 1 out (jugador eliminado) y una base ocupada.

Vuelve Xander Bogaerts al bateo, pero es eliminado por strikes. El siguiente consigue batear, y un resbalón permite alcanzar primera y segunda base con tranquilidad. El bateador que le sigue consigue llegar al 3-2 antes de que el pitcher la líe y conceda un walk hasta la primera base. Dustin Pedroia es el siguiente bateador de los Red Sox y su eliminación termina el turno de Red Sox.

Gregorio Petit es el primer bateador de Yankees para la sexta entrada, y consigue un walk hasta la primera base tras 4 balls del pitcher de los Red Sox. El segundo bateador consigue ocupar la primera base, mientras que Petit ocupa la segunda. Brett Gardner es el tercer bateador de Yankees para esta entrada. Otro buen bateo permite ocupar la tercera y la primera base, eliminando al que iba a la segunda. Y vuelve Alex Rodriguez, que permite la primera carrera de Yankees de la noche, y dos bases ocupadas.

Mark Teixeira vuelve a las andadas para los Yankees, con un Miley (pitcher) poco inspirado que cede un walk. Con esto quedan las tres bases ocupadas por jugadores de Yankees y un solo out. Robbie Ross Jr sustituye a Wade Miley en el lugar del pitcher de los Red Sox. El bateador es eliminado, pero Yankees consigue una carrera. 2 outs y 2 bases ocupadas. Vuelve Chase Headley al bateo, pero es eliminado por una bola muy picada, y por tanto, fácil de atrapar en el aire.

La séptima entrada empieza con David Ortiz como bateador para los Boston Red Sox, que es eliminado por strikes. Hanley Ramirez es el siguiente de la lista, que con dos strikes en su casillero aguanta como un jabato hasta conseguir el bateo, y por poco no llega a la primera base. Esto hace dos jugadores eliminados para los Red Sox. Sandoval dura lo que un caramelo a la puerta de una escuela, cediendo el turno a los New York Yankees.

Espectáculo americano donde los haya, hacen sonar el God Bless America durante el cambio de posiciones.

Turno de bateo de los Yankees con Carlos Beltran que cae eliminado a las primeras de cambio. Stephen Drew vuelve pero también dura entre cero y nada antes de caer eliminado. El tercer bateador es Didi Gregorius y también cae eliminado. 0 bases en este turno.

En la octava (penúltima) entrada es Mike Napoli el que encabeza la lista de bateadores de los Boston Red Sox, y es eliminado. Daniel Nava vuelve a ocupar su posición, y el bateo es bastante flojo, por lo que es eliminado, también. Xander Bogaerts, el tercer bateador, también es eliminado.

Jacoby Ellsbury vuelve por los fueros del bateo para los New York Yankees para ser eliminado. El segundo bateador, pícaro él, detiene la bola con el bate y consigue ocupar la primera base. Entre el pitcher, el catcher y el segunda base eliminan al bateador, a pesar de que Yankees intenta hacer challenge de la jugada. Por un error del bateador, es eliminado por strikes y así llegamos a la novena entrada entre este duelo entre New York Yankees y Boston Red Sox.

Sandy Leon es el elegido para empezar la novena y última entrada, última salvo empate. Leon consigue un walk hasta la primera base gracias a la inoperancia del pitcher de Yankees que no consigue conectar ni un solo strike. No es el caso con el segundo bateador, Mookie Betts, que es eliminado. El tercer bateador también consigue walk, con lo que con un out, Red Sox ocupa dos bases. Al punto del 3-2, el cuarto bateador es eliminado por strikes. El quinto no llega a la primera base y es eliminado, para pasar el turno a los Yankees.

Boston Red Sox necesita mantener una buena defensa y no cometer fallos para llevarse el gato al agua. En cambio, New York Yankees necesita hacer un buen bateo y conseguir una carrera para empatar y llegar a una hipotética décima entrada, o bien conseguir dos carreras o más para llevarse la victoria contra sus rivales históricos.

Mark Teixeira es el encargado de encabezar la remontada de los Yanks. Desafortunadamente es eliminado por strikes. Brian McCann sustituye a Mark Teixeira, pero es eliminado por flyout (la manera guay de decir que le han atrapado la bola al vuelo). Chase Headley es el tercer guerrero de los Yankees, armado con un bate contra las tropas bostonianas.

¡Y consigue un Home Run!

Con la carrera de Chase Headley se pone la igualdad en el marcador, y si bien Red Sox se ha deshinchado como un globo, parece que habrá décima entrada o entrada extra.

Pablo Sandoval es eliminado por flyout y es turno de Mike Napoli. Napoli es eliminado por strikes. Shane Victorino acarrea el peso de los Boston Red Sox, y consigue un walk hasta la primera base por balls. El siguiente en batear es Xander Bogaerts, que no ha tenido mucha fortuna a lo largo del partido, esta vez, gracias al pitcher, consigue un walk hasta la primera base, mientras Victorino avanza hasta la segunda. El último bateador de Red Sox es eliminado por strikes, dando paso al turno de Yankees.

El primer bateador de Yankees es eliminado por flyout. Lo mismo ocurre con el segundo bateador, lo que lleva a Yankees a acarrear dos outs. El tercero no llega a la primera base.

Y pasamos a la undécima entrada. El primer bateador de Red Sox es eliminado por flyout. El segundo alcanza la primera base. El tercero, David Ortiz, consigue ocupar base por walk. Hanley Ramirez es el cuarto en batear. Y así se produce una doble eliminación que lleva al turno de New York.

El primer eliminado no consigue alcanzar la primera base. Alex Rodriguez, el segundo, consigue un double tras un muy buen bateo. El siguiente bateador consigue un walk intencionado, posiblemente como parte de la estrategia defensora. Brian McCann puede ser el que dé el bateo de la victoria a los Yankees, llega a los 3-2, y es eliminado por strikes. En un intento de jugada, eliminan al primer bateador, lo que finaliza la entrada. Y esto se alarga.

Pablo Sandoval es el primer bateador de la duodécima entrada, pero es eliminado por strikes. Mike Napoli es el siguiente, y también es eliminado por strikes. Shane Victorino es el tercero, y apura hasta el 3-2, tras el que es eliminado por flyout.
El juego se reanuda con retraso tras un pequeño problema con la iluminación. Carlos Beltran, el primer bateador de Yankees es eliminado por strikes, lo que lleva a pensar que probablemente habrá otra entrada extra. Stephen Drew es el segundo bateador tras Beltran, y sigue su mismo destino. Didi Gregorius consigue plantarse en la primera base, es cuestión de que el próximo bateador consiga un buen bateo. El peso recae sobre Jacoby Ellsbury, pero es eliminado por flyout. Habrá otra entrada.
Xander Bogaerts consigue llegar a la primera base al inicio de la decimotercera entrada. Sandy Leon es el siguiente bateador. Sandy Leon se sacrifica para que Bogaerts pueda avanzar hasta la segunda base. Mookie Betts es el tercer bateador para Red Sox y es eliminado por strikes. Dustin Pedroia es el cuarto bateador, y es eliminado antes de que pueda llegar a la primera base, cediendo el turno a los New York Yankees.

El primer bateador de Yankees es eliminado de la misma manera que lo es el último de Boston Red Sox. El resto de bateadores también son eliminados, llegando a la decimocuarta entrada.

David Ortiz es el bateador que inaugura la decimocuarta entrada. Y es eliminado tras batear sin que pueda ocupar la primera base. Ramirez alcanza la primera base dejando paso a Pablo Sandoval, que es eliminado por flyout. Mike Napoli es el próximo, que consigue aguantar hasta el 3-2, pero un movimiento en falso lo condena al 3r strike.
Brian McCann inicia el turno de bateo de los Yankees, que avanza hasta la primera base por balls. Chase Headley, culpable de todo este desaguisado, es el siguiente, y es eliminado por strikes, también por un gesto traicionero. El siguiente bateador logra batear aunque eliminan al que había llegado a la primera base y se dirigía a la segunda. Stephen Drew es eliminado por flyout.
Y llamadme cobarde, pero uno que abandona.

Alcanzando más de las 6 de la madrugada lo que podría haber sido una noche de sexo, drogas y rock’n’roll termina con un interesante aunque eterno partido entre una de las mayores rivalidades deportivas. Porque salir de fiesta los viernes por la noche está sobrevalorado. Y dormir, también.

Si os interesa saber el resultado de este New York Yankees VS Boston Red Sox, u otros, consultadlo en la página oficial de la MLB:

Sitio Web de la MLB

Muramasa/DiarioAM

¿Te gusta esta entrada?

11
Crónicas
Muramasa
@Mura_DAM

Friki ocioso, bloguero a tiempo parcial y un poquito dibujante e ilustrador freelance.

More in Crónicas

monchi_15233_1_3391_1

Sevilla y olé Crónica diario AM 09/12/2016

Culle219 diciembre, 2016
resize

Segundas oportunidades – Crónica DiarioAM 07/12/2016

TaichoXela7 diciembre, 2016
week-5

NBA: Semana 5 – Crónica DiarioAM 05/12/2016

gjdeleven5 diciembre, 2016
portada

Ingeniería (poco) financiera – 04/12/2016

Ella4 diciembre, 2016
futbol4

Previa Jornada 14 – Crónica Diario AM 03/12/2016

Ankor3 diciembre, 2016
clasico-650x300

Nada puede salir mal – Crónica Diario AM 2/12/16

graunch2 diciembre, 2016

Copyright © 2015 DiarioAM