Aportación Propia

Crónica 12/10/2014 – Moltes felicitats Marc!

Crónica 12/10/2014 – Moltes felicitats Marc!
Ella

 

Querid@s Damistas,

Nada por aquí, nada por allá… ¡Y feliz santo a las Pilares! Hoy, 12 de octubre, es una fecha señalada por muchos motivos. Personalmente, cada año me quedo con el que, en mi humilde y nada importante criterio, es el más señalado: el sedicente descubrimiento del continente americano por el europeo Cristóbal Colón (italiano para los italianos, español para los españoles y griego para los griegos, como me dijo un día muy en serio un griego). Y es que en 1492 ocurrieron muchas cosas, y la más graciosa de ellas fue que unos barquitos buscaban la India cuando se toparon con un continente desconocido… para ellos, que América llevaba muchísimo tiempo habitada, y bien tranquilos que estaban por esos lares antes del desembarco de las hordas europeas…

Volveremos al Nuevo Mundo en seguida, y saludaremos efusivamente a nuestros hermanos del otro lado del charco, sobre todo a los latinoamericanos, con quienes tanto compartimos. Y sin embargo, lo primero es lo primero, y es que la tozudez llevada al extremo puede hacer quedar mal a uno.

 

Moltes felicitats, Marc!! 

El conocimiento y el interés en el tema de los deportes de motor por quien escribe estas líneas va a la par de su conocimiento e interés por los hábitos reproductivos del cangrejo de Papúa Nueva Guinea, si es que hay cangrejos en Papúa Nueva Guinea… Pero no he podido evitar enterarme que el jovencísimo (21 años) Marc Márquez se ha proclamado campeón del mundo de MotoGP por segunda vez. Leo y copio sin ningún escrúpulo: el catalán ha finalizado en segunda posición en una carrera en Japón, por detrás de Jorge Lorenzo, y así ha conseguido el campeonato mundial.

Desde Diario AM felicitamos efusivamente a Marc y a todo su equipo, deseándole aún más éxitos en el futuro. Moltes felicitats!!

 

Marc-Marquez-2014

 

Uf, nueve líneas hablando de motos, esto merece un premio. Hoy acabaré con Hugh sin duda alguna, me lo he ganado.

 

Volvamos al Nuevo Mundo

Y desde la euforia colectiva de Japón volamos a América, en concreto a América del Sur. Gracias a uno de ustedes, el usuario Errante, nos enteramos de algo muy feo que está pasando en la Conmebol, la Confederación Sudamericana de Fútbol, organización fundada por el uruguayo Héctor Rivadavia Gómez en 1916. Los países fundadores de la Conmebol son, por orden alfabético, los siguientes: Argentina, Brasil, Chile y Uruguay. Más tarde se han añadido Bolivia, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú y la más tardía Venezuela, ya en 1952.

La Conmebol es la organizadora de la Copa América, el equivalente de la Eurocopa, competiciones que por suerte no se celebran el mismo año. La última edición se celebró en Argentina en 2011, con un brillante triunfo de los celestes en territorio tan enemigo como es territorio argentino. Y sin embargo…

… resulta que ha sucedido algo que se puede considerar un atentado futbolístico contra Uruguay: la selección celeste, actual campeona, no será cabeza de serie para la Copa América 2015, celebrada en Chile. La cosa es realmente indignante cuando uno mira los datos fríamente.

Como ocurre en tantos campeonatos internacionales, la selección local es cabeza de serie del grupo A. Por tanto Chile jugará en su capital, Santiago, tan ricamente. Pero ¡ay!, resulta que en la Copa América sólo hay tres grupos, y se acaba de anunciar que Argentina y Brasil serán los cabezas de serie de los grupos B y C (el sorteo de grupos tendrá lugar el próximo 24 de noviembre). ¿Por qué se comete semejante injusticia? Pues parece que es por los malditos derechos de televisión, porque si no no se explica.

Fíjense cómo de injusta es la situación para Uruguay. No sólo es la campeona de la última edición (circunstancia que tendría que ser más que suficiente por sí sola), sino que además es el país que ha ganado más veces la Copa América: quince. Le sigue Argentina con catorce, y ya más lejos Brasil con ocho. Pero claro, miramos el potencial económico de los tres países, y esto es lo que tenemos:

 

Argentina: 40.117.096 habitantes (datos oficiales de 2010)

Brasil: 203.260.163 habitantes (proyección oficial para 2014)

Uruguay: 3.286.314 habitantes (datos oficiales de 2011)

 

Y claro, tenemos más de 10 argentinos por cada uruguayo, y 130 brasileños por uruguayo. Así no se puede competir, evidentemente. Y por eso Uruguay siempre ha luchado donde toca: en el campo, ganando más Copas América que nadie, con cuatro estrellas en su camiseta, dando guerra en cada Mundial (cuando consigue clasificarse), negándose a ser ninguneada por sus gigantes vecinos…

 Cono Sur

 

Leo algún foro uruguayo y, a pesar de una indignación palpable, me alegra ver que la respuesta mayoritaria es la siguiente: la manera de arreglar esto es ganar la Copa América, otra vez (ni con ésas en 2019 serán cabeza de serie, pero oigan, que gustirrinín se le puede quedar a uno en el cuerpo, ¿no?). Me parece una respuesta muy charrúa.

Como ya les comenté hace un tiempo, en 2005 el cantante uruguayo Jorge Drexler fue nominado a un Oscar de la Academia de Hollywood por su canción “Al otro lado del río”, de la película “Diarios de motocicleta”. Durante la ceremonia de entrega Drexler no cantó su canción, a diferencia de los otros cuatro nominados. ¿El motivo? Pues algo parecido a lo que ha hecho la Conmebol: como Drexler no era un artista “reconocido internacionalmente”, significaba veneno para la tele, total que le pidieron a Antonio Banderas (que canta muy bien, por cierto) que cantase por el uruguayo. Creo recordar que Banderas no quería hacerlo porque le parecía un insulto hacia Drexler, pero finalmente, y con buen ojo creo yo, subió y cantó la balada.

Prince, el artista que ya ni él sabe cómo se quiere llamar, abrió el sobre con el nombre de la canción ganadora, y apenas acertó a pronunciar algo parecido a “Jorge Drexler”. Drexler, con una encantadora sonrisa y una dignidad que ya quisieran muchas personas en puestos de responsabilidad, sube, recoge su Oscar, y al acercarse al micrófono susurra el estribillo de la canción, sin temblar, sin exagerar, sin insultar, y acaba con un pletórico “thank you very much!”. Se va sin hacer ruido, mientras toda Montevideo estalla en fuegos artificiales a la una de la mañana (no miento: yo estaba allí esa noche y pasó tal cual).

 Drexler

 

Ya sé que les había contado esta historia en el pasado, pero es que es un ejemplo perfecto del carácter uruguayo. Ante la afrenta, ya sea de Hollywood o de la Conmebol, el uruguayo levanta la cabeza y dice: ¿me lo pones aún más difícil? Pues más alto llegaré, yo y mis 3 ridículos millones de habitantes que no cuentan para nadie.

Por ello, espero, deseo y sueño con que Uruguay gane la Copa América 2015, así sea sin ser cabeza de serie, así sea en el grupo de la muerte, así sea con la mitad del equipo lesionado… Mayor será la gloria. ¡Aguante Uruguay!

 

Uruguay Copa América 2011

 

 

Ici c’est Paris 

Les he hecho este inciso uruguayo para que se den cuenta que mafias hay en todas partes, que la FIFA, la UEFA, la Conmebol y todo lo que se mueva tiene sus intereses, que nada tienen que ver con lo que es justo, o incluso con lo que es correcto. Por eso el camino correcto en la vida suele ser el más difícil, y por eso hay tanta gente que se suele decantar por lo fácil, que no es necesariamente lo que está bien. En fin, éste es uno de los grandes temas morales que llevo reflexionando desde que tengo uso de razón, y les podría escribir unas cuantas páginas sobre ello, pero hoy no toca. Pasemos a cosas más festivas…

Hablando de veneno para la televisión, voy a inyectarles veneno para internet, y hablarles de algo que ya tiene casi dos semanas de vida: el Paris Saint-Germain vs Fútbol Club Barcelona. Mi ausencia el domingo pasado motiva que les cuente ahora cómo fue mi visita al Parc des Princes, en la tribuna enemiga. 

Como les comenté, conseguí entrada para el partido de Champions en el lado culé, ya que era imposible encontrar entrada en ningún otro sitio. Según cifras oficiales, la tribuna visitante se llenó con 900 seguidores del Barça (aunque ya les digo que había alguna persona suelta aquí y allá que iba con el PSG). De hecho, el Barça tenía más entradas, pero no consiguió venderlas todas.

Allí me dirigí yo, saliendo del trabajo corriendo para ir de una punta a otra de París, ciudad en la que, si ya es difícil moverse en un día normal, ni les cuento cuando 40.000 almas se dirigen hacia el mismo punto de encuentro. Y sí, el Parc sólo tiene 40.000 asientos, no es un estadio muy grande, y si un día alguien quiere dar un pelotazo urbanístico allí les aseguro que el asunto de la polémica por el pobre can Excalibur (que en paz descanse, no como los descerebrados que autorizaron semejante esperpento), pues eso, que el asunto Excalibur será una nota a pie de página en comparación con el escándalo que se puede montar alrededor de la reubicación de la sede del PSG. 

Antes de entrar en el estadio observé una actitud que me dio bastante pena entre algunos seguidores culés, sobre todo porque conocía a uno de ellos, residente en París. Al estar totalmente prohibido el consumo del alcohol en el recinto, este grupo de descerebrados se situó en la puerta de entrada, cuando empezaban los muy numerosos controles de seguridad, a hincharse de latas de cerveza, una detrás de otra, sin ningún control ni ninguna lógica. Me pareció francamente lamentable, y más cuando conoces a la gente y sabes que cuando está “normal” es de lo más agradable. Muy lamentable…

En fin, el PSG empieza a ponerse las pilas en esto de ser profesional, y ha mejorado muchísimo el acceso a las tribunas para los seguidores visitantes. Y no hablo de comodidad, hablo sobre todo de seguridad. Se han inventado una nueva tribuna, la V (de “visiteurs” = visitantes), y el acceso está totalmente separado de los seguidores parisinos, algunos descerebrados también, pero cada vez menos porque tener un abono al Parc cada vez es más difícil y más caro.

Después de ser cacheada por una mujer policía muy seria, que me tocó, y no exagero, casi como hace un ginecólogo en una revisión rutinaria, por fin pude sentarme en la tribuna culé. Había una cantidad de policía alrededor que no era normal, pero por suerte el partido se desarrolló sin mayores incidentes. Eso sí, ni yo me libré de ser grabada en un video policial que debió volar a Barcelona con la inscripción “potenciales Boixos Nois” en la carcasa, me imagino… 

Como ya les había contado, en el Parc des Princes hay unas redes muy feas alrededor de la tribuna visitante que le puede arruinar a uno la visión en el campo, pero esta vez la cosa había mejorado. Aquí les dejo unas fotos, sacadas desde mi asiento, para que se hagan una idea, incluida la foto de una bandera uruguaya de un esforzado al que hubiese querido tener al lado:

 IMG_2811IMG_2861 IMG_2809 IMG_2810 IMG_2815

  

Del partido no les voy a contar nada, porque yo sólo vi la mitad: la mitad que pasó en el lado de mi asiento. En concreto, pude ver como mi querido Blaise Matuidi (y les recuerdo que les puse sobre aviso respecto a este jugador), después de marcar su gol casi se lesiona él solo llevándose por delante el soporte de publicidad, una cámara y el pobre periodista que estaba detrás. Si es que son unos brutos…

Como anécdota, rodeada como estaba de amigos y conocidos que están al corriente de mis orígenes uruguayos, los cuales me prohibieron llevar mi bandera uruguaya para que el enemigo Cavani no se sintiese motivado (y la verdad es que muy inspirado no estuvo), pues eso, que rodeada de gente conocida, en el gol de Verratti, como pasó al otro lado del campo, creyeron que fue Cavani quien marcó, e inmediatamente me llovieron miradas inyectadas de odio, y yo no entendía nada: “¿Qué pasa?”. “¡¡Que ha marcado Cavani!!” (como si fuese culpa mía, oigan…). Y yo miro la pantalla y digo: “pero si ahí pone que ha sido Verratti, a mí me dejáis en paz, ehhhhh”. Y así todo el partido…

Hubo un momento gracioso, y es que el PSG se pone 1-0, y en apenas un suspiro llega Messi y marca para el empate. De pronto, las 40.000 voces (menos 900 culés) que berreaban se quedaron en un silencio atónito: ¿y si ha sido un espejismo? ¿Y si Messi nos da la noche? Y así es como el argentino calmó de pronto a 40.000 personas para el resto del partido, en el que hasta los últimos minutos los locales no las tenían todas consigo para la victoria. Lo de este chico es realmente histórico.

Aquí les dejo un vídeo justo después del primer gol, espero que les sirva para hacerse una idea del estruendo que se forma en un estadio de tamaño medio (hagan clic en el cutrenlace, que funciona):

 

 IMG_2858

 

Y aquí les dejo otro video, esta vez del final del partido. La canción que oyen es la canción “oficial” del PSG, la que ponen en el Parc en cada partido. Y por fin me voy a atrever a decirlo: esta canción me da risa, y por motivos nada futboleros. Llevo cinco años viviendo aquí y nunca me había atrevido a decirlo, pero es que ya no lo aguanto más… Me da la risa cuando la oigo:

 

IMG_2859 

 

“Ici c’est Paris” es el grito de guerra, y significa “aquí es París” (mala traducción literal), que es una manera amenazante de prevenir al enemigo de dónde se encuentra.

Finalmente una foto de bonus, ya que no nos dejaron salir del estadio durante un buen rato, y pudimos ver cómo se queda cuando está vacío. La vuelta a casa fue sin incidentes: 

 IMG_2862

 

 

Cumpleaños feliiiiiiiiiz

Sé que han echado (sin hache) mucho de menos la sección de musicales de cada domingo. Pues bien, ¡la tenemos de vuelta! Y hoy, además, será fantástica. Hemos empezado hoy hablando de los grandes acontecimientos históricos que han ocurrido un 12 de octubre. Casualidad o no, dejamos para el final el acontecimiento más glorioso que jamás ocurrió un 12 de octubre, en concreto el de 1968: el nacimiento de Hugh Jackman.

 Hugh Jackman

 

Y sin ánimo de deprimir a nadie, porque ya sólo el título es tristísimo (y la novela aún más), les dejo con un fragmento de “Les Misérables”, versión 2012 del musical de Broadway, uno de los mayores éxitos de la historia teatral de Nueva York. A Hugh no le dieron el Oscar, pero claro, ser australiano no mola tanto como ser uruguayo, aunque uno sea Hugh Jackman… 

¡Feliz semana!

 

 

Ella / Diario AM

Twitter: @EllaDiarioAM

 

 

 

¿Te gusta esta entrada?

28
Aportación Propia
Ella

Desvariando semanalmente desde París (Francia). Y "echar" va sin h. Todo empezó en octubre de 2009, justo antes de mudarme a vivir a París. El hermano pequeño de mi mejor amiga me dijo "tienes que visitar un blog muy divertido…". Y aquí estamos unos años después, de administradora y dominadora del mundo, contando cada domingo batallitas varias ("yo he venido aquí a hablar de mi libro", que decía aquél). Aviso para navegantes: mis posts se han de leer con el sentido del sarcasmo incorporado si se quiere disfrutar de la experiencia completa. Y el deporte femenino existe.

More in Aportación Propia

portada

Ingeniería (poco) financiera – 04/12/2016

Ella4 diciembre, 2016
clasico-650x300

Nada puede salir mal – Crónica Diario AM 2/12/16

graunch2 diciembre, 2016
fly-running-_-oriol-batista-13

Flyrunning y correr como locos. Crónica DiarioAM 01/12/2016.

Rockdactor1 diciembre, 2016
Los Rosberg

F-1: Rosberg se corona – Cronica Diario AM 28/11/2016

churchill28 noviembre, 2016
portada

Barquitos y palabras – Crónica Diario AM 27/11/2016

Ella27 noviembre, 2016
1421355142930_lc_galleryimage_atletico_s_fernando_torre

Aquellos maravillosos años – Crónica Diario AM 18/11/16

graunch18 noviembre, 2016

Copyright © 2015 DiarioAM