Aportación Propia

Crónica 15/01/2014. Cambios y percepciones. (By Barrabas & Greyfox)

Crónica 15/01/2014. Cambios y percepciones. (By Barrabas & Greyfox)

Tras ciertos acontecimientos sucedidos este fin de semana me veo en la obligación de variar mi rol de cronista diario por el de administrador web, dando mi particular punto de vista sobre lo sucedido y complementando lo ya expuesto por mis compañeros.

No es nuevo que tras cada clásico, final o partido relevante, algunos usuarios que participan más o menos asiduamente en la web entran para desfogarse, celebrar, bromear, reír, etc. Todo perfecto, el problema surge cuando alguno sobrepasa la línea y decide utilizar el insulto, la descalificación, la proclama política, el moving o directamente decide inventarse mundos alternativos sembrados de conspiraciones de los que aquí diariamente participamos en calidad de usuarios, colaboradores y/o administradores. Personalmente he pasado por todas las facetas, usuario, colaborador (en la vieja página haciendo malabarismos con los botones misteriosos en los comentarios), cronista y ahora administrador por decisión de mis compañeros. Fue un galardón ciertamente inesperado y todo un orgullo para el que os escribe pero vino acompañado de una gran responsabilidad, no ya por el momento en sí mismo con la web offlline tras el hackeo y con la desbandada de muchos ilustres usuarios que se refugiaron en twitter, facebook, etc… la citada responsabilidad es la de mantener este sitio en pie para que siga siendo nuestro particular punto de encuentro, nuestro púlpito, nuestra hemeroteca, nuestro boletín de noticias, nuestra web en definitiva.

Me molesta y mucho leer entre líneas que usuarios a los que aprecio desde hace años den pábulo a insensatos de imaginación pródiga, a personajes crueles que descalifican por puro fanatismo sectario, a gente a la que le importa muy poco el esfuerzo y dedicación de TODOS nosotros… y digo TODOS porque cuando se consiente que un sólo usuario sea acallado con la intimidación, el insulto, el menosprecio, el sexismo, la xenofobia, etc, perdemos TODOS. Perdemos porque pervertimos el espíritu de este lugar convirtiéndolo en una caverna alternativa a la que precisamente se supone queremos denunciar… se que muchos estaréis pensando: no hombre, si sólo fue una típica pelea entre dos de diferente equipo… sí, lo fue, pero en la misma intervinieron varios usuarios que generalmente son sensatos y ese día dejaron de serlo. ¿Motivo?, no lo consideraron anormal y viéndolo desde fuera y objetivamente si que lo era, tan hiriente como las peores portadas de Marca y a nadie le sorprendió. Expresiones como: “todos vosotros sois…”, “aquí siempre sale gente…”, “no vas a venir a decirnos tu…”, ¿qué evidencian?. Para mí RADICALISMO e INTRANSIGENCIA. Si esto va a mas y lo consentimos se acabó la posibilidad de mantener un debate deportivo plural, objetivo y respetuoso. ¿O acaso queremos un lugar donde sólo entren los nuestros y atacar al despistado que decida participar?, ¿quién ha dicho que esta página es el foro culé?, ¿quién ha dicho que sólo se puede denunciar a la caverna de Madrid?. O muy confundido estoy yo o aquí se han dado por sentados demasiados mantras sobre los que nadie parece querer dar cuenta ahora, por mucho que hablo con unos y otros todos parecen opinar que queremos un sitio plural, libre, participativo, con ambiente coloquial, afable, distendido, objetivo con ambas cavernas, con las puertas abiertas para todas las aficiones… pues eso se consigue día a día preservando esta casa como si fuera la tuya, a sus usuarios y a sus cimientos. No sois mejores que los que criticáis si usáis sus métodos, aquí no, esto es DiarioAM.es donde se hace crítica CONSTRUCTIVA y nunca DESTRUCTIVA. En vuestras manos está.

Podemos intuir que se han creado grupos de usuarios afines, genial, pero nunca se va a consentir la beligerancia en base a supuestos derechos adquiridos. La veteranía aquí debe ser entendida como una responsabilidad y no como un privilegio o salvoconducto, vamos a crecer porque así lo demuestran las estadísticas y al que no le guste que recuerde el día que aterrizó por aquí y piense como fue recibido por el resto. Creo que todo es tan sencillo como eso.

¿Qué por qué todo esta monserga?, porque en mi opinión es tremendamente necesaria. Esta web está en pleno proceso de crecimiento (dato) y la afluencia de nuevos usuarios podría suponer intercambios de opiniones para los que hay que estar preparados (opinión). Sirvan de ejemplo los siguientes datos:

Pico de visitas únicas: 4.448

Promedio de visitas únicas: 2.327

Pico de primeras visitas: 3.451

Promedio de primeras visitas: 1.390

Pico visitas recurrentes: 1.069

Promedio visitas recurrentes: 937

Hemos duplicado la cota máxima de visitas únicas con respecto a la antigua web, estamos teniendo más primera visitas que nunca y las visitas recurrentes muestran una gran fidelidad pues son bastante homogéneas a lo largo de la semana. Como parte activa me siento muy orgulloso del éxito del proyecto y quiero que vosotros sintáis lo mismo porque es vuestra casa la que se hace más grande, a la que viene más gente cada día y en la que vuestras palabras cada vez son más leídas. Creo que siempre es mejor que te lean y recuerden por algo bueno y creo que la mayoría de vosotros coincidirá conmigo, ¿verdad?.

Esta etapa de cambios y diferentes percepciones nos ha deparado una agradable realidad, las colaboraciones. Desde aquí agradecer a los que habéis colaborado en estos días con tan geniales crónicas que evidencian el verdadero espíritu de esta web, GRACIAS. Este es el camino y la diferencia entre un “forito futbolero” o una web de calado mediático capaz de influir en el periodismo deportivo de este país. Grande es la empresa pero enormes las expectativas. ¡Ánimo!.

“Cuando las expectativas de uno son reducidas a cero, uno realmente aprecia todo lo que si tiene”.

Stephen Hawking

Termino de la mejor forma posible, os dejo con una aportación de Greyfox. Los agradecimientos para él porque su aportación me ha servido para “librarme” de la crónica diaria y soltaros toda esta parafernalia. Gracias Greyfox.

**********************************************************************

football[1]

¿NECESITA EL FÚTBOL UN CAMBIO “RADICAL”?

Parece que la FIFA por fin ha cedido con el tema de la tecnología en el fútbol. El mundial de Brasil incorporará la tecnología necesaria para identificar los famosos “goles fantasma”. También parece que el spray para las barreras se va a poner en funcionamiento.

No obstante yo me pregunto: ¿realmente es esto lo más urgente que hay que cambiar en el fútbol?. Veo problemas mucho más importantes que hay que corregir, problemas que no requieren de tanta tecnología, gasto de dinero ni investigaciones; yo creo que el fútbol principalmente tiene graves problemas de reglamento.

¿Por dónde empezar?, es complicado… Viendo el partido del pasado sábado entre Atlético y Barça, lo más impactante fue la cantidad de faltas con las que el Atlético trató de parar el juego del Barça, así que vamos a empezar por ahí.

El fútbol es, si no me equivoco, el único deporte donde se pueden infringir las reglas no sólo sin sanción, sino que puedes incluso obtener beneficios de ella. Ej: un equipo está tocando el balón en el centro del campo y un rival comete falta derribando al jugador atacante, el árbitro pita falta; ¿ventajas para el equipo atacante?: ninguna, ¿ventajas para el equipo defensor?: reorganización, ¿inconvenientes? para el equipo atacante: posibles lesiones o molestias en el jugador atacante, ¿inconvenientes para el equipo defensor?: ninguna. El resultado es que se comete una infracción, pero no hay castigo. Es cierto que el árbitro puede sacar tarjeta, pero sólo a su criterio, porque ese es el otro problema, que no existe criterio unificado; los árbitros sacan amarillas según consideren: no se suelen sacar en los primeros minutos de los partidos, la segunda amarilla suele ser más rigurosa que la primera, un jugador puede hacer 10 faltas y marcharse sin amarillas, etc.

¿Es esto justo? Claramente no. Pero es que hay situaciones más rigurosas aún. Ej: Un jugador comete falta en ataque varias veces y el árbitro pita siempre falta; entonces el jugador atacante lo seguirá intentando, porque sabe que si en alguna ocasión el árbitro se equivoca es ocasión clara de gol; y es que no existe una norma clara sobre la amarilla por “reiteración de faltas”, se saca cuando cada árbitro considera y en ocasiones esa regla ni existe para algunos… No me molesto ya ni en hablar del concepto de “falta táctica”, la mayor permisividad antideportiva que he visto en ningún deporte.

Soluciones a esto hay muchas, todas con sus pros y contras. Una opción es sancionar las faltas con minutos fuera del campo; pero a mí me gustaría un sistema tipo a las personales de baloncesto: 5 personales y a la calle, TODAS las faltas son personal, si son duras: doble personal. Con esto se fomentaría un juego de mucho menos contacto y más técnica, más regate, y desde luego muchos más goles. No tiene por qué ser la mejor opción, pero es mucho mejor que el sistema actual, donde hay más contacto que juego.

¿Hablamos del tiempo? Ese famoso reloj que no se para, que sigue contando y contando. Se habla de que, en el mejor de los casos, el tiempo de juego de un partido de fútbol es de 60 minutos; así que durante 30 minutos no hay fútbol. Luego los árbitros añaden tiempo de descuento. ¿Cuánto?, entre 3 y 5 minutos de media. Los 3 minutos suelen ser por los cambios. Los 5 minutos son en partidos con muchas interrupciones, pero aún así, son 2 minutos más que un partido sin contratiempos. ¿Este tiempo compensa?, claramente no. ¿Por qué no detener el reloj?, se evitarían las pérdidas de tiempo de los porteros, las simulaciones de lesiones, las tanganas intencionadas etc. No digo que haya que parar el reloj cada vez que el balón no esté en juego; en las faltas donde no hay barrera o en los saques de banda no sería necesario… pero en los libres directos, las lesiones o los balones que salen por línea de fondo sí. No tendría que ser el árbitro quien parase el reloj, podría ser un reloj oficial, visible en el estadio y por televisión, que se pare cada vez que se da una de las condiciones del reglamento; algo similar a lo que se hace en baloncesto o en fútbol americano. Algunos dirán que si los jugadores acaban agotados “jugando” 60 minutos, jugando durante 90 minutos acabarían sin aliento y con calambres; bueno, se puede reducir el tiempo de los partidos a 60 minutos, no habría problema, pero que sean 60 minutos de verdad; otra alternativa es añadir un cuarto cambio, incluso un quinto. La idea final sería poder parar el reloj para evitar que los tramposos que pierden tiempo salgan beneficiados y que el espectador pueda disfrutar realmente de fútbol.

¿Las manos?. Voluntaria (se pita) e involuntaria (no se pita). Ahora el problema es para el árbitro; que decida según lo que vea, o lo quiera ver. Amarilla si corta un centro o disparo; roja si era un gol claro. Es absurdo… Otra vez el reglamento del fútbol es a interpretación del árbitro. La mano debería ser falta, siempre. Si te da en la mano, haberla tenido pegada al cuerpo, pues esto se puede entrenar y evitar.

Hablemos de la precisión milimétrica exigida a los jueces de línea, cuya función principal es ver los fueras de juego. Su trabajo es mirar al balón y, simultáneamente, ver si el atacante que va a recibirlo sobrepasa la parte del cuerpo más retrasada del defensor. ¿Difícil verdad?, ¿por qué no les damos un poco más de margen?. Podemos cambiar los requisitos por “la parte más retrasada del defensor, con la parte más retrasada del atacante”. ¿Cuál podría ser la consecuencia de este cambio más permisivo?, probablemente menos errores de apreciación y más goles. ¿Alguien le ve algún problema a eso?.

En un campo hay 4 árbitros: un árbitro principal, 2 linieres y uno en la zona de banquillo. Ya que el de banquillo no suele influir en lo que ocurre dentro del terreno de juego, quedan 3 para vigilar a 22 jugadores y un balón; todo ello en un campo que ronda los 100 metros de longitud. ¿Habéis visto cuántos árbitros hay en un partido de fútbol americano?, os lo digo yo: 7. En un campo que mide lo mismo, con los mismos 22 jugadores y donde gran parte del juego se desarrolla en el mismo punto, pero hay árbitros por todas partes y todos son libres de señalar aquello que vean.

Tengo muchas más cosas, pero la idea era escribir una crónica, no un manual.

No tengo claro que las ideas que se me ocurren sean buenas, es más, estoy seguro que las hay mucho mejores; seguro que también hay muchas otras cosas que cambiar. Lo que sí tengo muy clara es una cosa: El reglamento del fútbol actual beneficia a los equipos de atletas, agresivos, de extrema defensa y “tramposos”, pero perjudica enormemente a los equipos de talento, técnicos, tácticos, disciplinados, de fair play, que quieren jugar con el balón; sin mencionar que da demasiado poder y responsabilidad a un solo hombre, ese que tradicionalmente iba de negro, lo que hace que los partidos sean muy fáciles de influenciar, adulterar e incluso de comprar… pero eso ya es otra historia que merecería un capítulo aparte.

–Greyfox–

¿Te gusta esta entrada?

0
Aportación Propia

Administrador web, bloguero, cronista, electrónico, informático autodidacta y apasionado del fútbol

More in Aportación Propia

Honrando a los caídos – Crónica Diario AM 11/12/2018

DjDolly11 diciembre, 2018

Ronda de fútbol femenino – Crónica Diario AM 09/12/2018

Ella9 diciembre, 2018

Las notas: noviembre 2018 – Crónica Diario AM 04/12/2018

churchill4 diciembre, 2018

Energúmenos everywhere – Crónica Diario AM 02/12/2018

Ella2 diciembre, 2018

Ni el frío – Crónica Diario AM 25/11/2018

Ella25 noviembre, 2018

Martes con mucho frío – Crónica Diario AM 18/11/2018

Ella18 noviembre, 2018

Copyright © 2015 DiarioAM