Crónicas

Portada Diario Marca 20/10/2013 – Liga nueva, Marca viejo

Portada Diario Marca 20/10/2013 – Liga nueva, Marca viejo
Ella

 

Querid@s Antimarquistas,

A una semana del Clásico entre los Clásicos… Miren, dejémoslo.

Hay veces que los de Marca son unos tiernos. Hoy es uno de esos días. Anoche me decía yo: ¿la portada dominguera será para el Real Madrid… o para el Real Madrid? Y fíjense ustedes que es para: ¡el Real Madrid! Nada por aquí, nada por allá, y como te despistes te vendo la moto de que el Real Madrid es el que mejor va en todo.

No sé, esto es como esos padres que su hijo o hija es el mejor del mundo, y si no ganan/aprueban es porque el profe (o el árbitro, o el gato del vecino…) les tiene manía. Estos días que estoy viendo de nuevo “Game of Thrones” (primera y segunda temporadas, sean buenos y no hablen de la tercera, gracias), pienso en Cersei Lannister y cierta frase que le dice a ese engendro que es su hijo primogénito: “cuando seas rey, la verdad será lo que tú quieras”.

De la misma guisa se nos presenta Marca hoy (y ayer, y mañana…): su Real Madrid, que no es el Real Madrid de los aficionados de bien (como Gimme, como Apóstol, como Socio B10…), es el más mejor y el líder moral de algo, que todavía no han tenido tiempo de encontrar alguna chorriestadística para vender la moto. Van a ver que la chorriestadística sale mañana o pasado en portada…

Esta liga no tiene nada de nuevo: yo lo sé, ustedes lo saben, Ancelotti lo sabe, y lo sabe hasta el recogepelotas del Zaragoza. Pero Marca, en un giro a la Expediente X, quiere creer: quiere creer que el equipo más en forma, más triunfador, más buenrollista, es el suyo. Y para ello nos obsequian con una bellísima foto de portada. No lo digo con retranca: me gusta la foto, de equipo, como debe ser en un deporte como el fútbol. Ojalá hubiese más de éstas y menos de muslos y peinados chorras.

Porque les aviso: últimamente estoy de un crítico con los peinados supuestamente modernos de algunos futbolistas que no hay quien me aguante… En Francia están muy de moda unas crestas con rayas que parecen cicatrices (pero no lo son): un horror.

Pues ahí está Marca, dice que los líderes pinchan, cuando líder líder sólo hay uno, lástima que no sea el otro, ¿eh? Y para embellecer aún más la cosa, nos cuelgan un par de fotos de un Maligno (catalán, evidentemente) y de un Primo Pobre (ya-nadie-se-acuerda-del-Pichichi) lamentándose en un Valle de Lágrimas. Vamos, es que yo llego a ser del Barça o del Atlético y estaría revolcándome entre hiel, sangre y barro: qué duro que es eso de ir primero o segundo, y encima en solitario.

En cambio en el equipo de todos los españoles (de bien) todo son risas y buen rollo, alegría y felicidad: ¡vamos primeros! No, espera… ¡Vamos segundos! Voy a mirar: pues tampoco… ¡Pero sí que vamos terceros! ¡Y la semana que viene iremos primeros! ¡Porque somos los mejores!

Y la rueda gira…

El Madrid despega según Marca, y una, que también tiene título de licenciada de algo (felicidades Muramasa, recuerdo cuando fui a buscar mi título como un momento de gran alivio), vuelve a insistir: la tendencia, la tendencia… ¿Que el Madrid jugó ayer mejor que los últimos partidos? Puede ser (no vi el partido, no juzgo). ¿Pero eso es una tendencia ascendente? No, las tendencias se analizan durante un cierto periodo de tiempo, y no creo que un Clásico sirva para marcar una tendencia desde luego. Como ya he dicho incontables veces, hay partidos que van aparte de todo, y un Barça-Madrid es uno de esos partidos.

Lo que sí diré del partido es algo que leí en el relato de la web de l’Équipe, que me merece mucho más respeto que cualquier medio español, y es que el penalti a Bale no debería haber sido silbado. No lo digo yo (que no lo vi), lo dice l’Équipe que son gente un poco seria. Y yo les creo.

El Madrid despega, sí, y además llega fortalecido, al Camp Nou nada más y nada menos. A Marca casi se le sale el corazón del pecho de la emoción: ganaremos en el Camp Nou, seremos líderes y la Décima ya está aquí. Al tiempo… Evidentemente, si no llega a ser por el portero del Málaga la goleada hubiese sido de escándalo. Evidentemente, el Espanyol es un grande porque tumba al primo pobre (ya-no-existe-el-Pichichi), evidentemente hay atasco maligno en Pamplona, evidentemente Messi no vale nada y Neymar aún menos, evidentemente el resto de partidos no existen… Y lo de la Real no cuenta, de la misma manera que una flor no hace primavera. Son tantas evidencias que no sé ni para qué hay aficionados de otros equipos si es indiscutible: lo único que mola es ser del Madrid.

El sábado que viene se jugará el Clásico en Barcelona a las 18h. Sé que les importa un pimiento, pero yo empezaré el día con un partido de fútbol sala a las 10 de la mañana. Resulta que nos hemos puesto de acuerdo unas cuantas futboleras féminas y viviendo en París para alquilar una pista e intentar dar patadas a una pelota. También vendrán algunos chicos para ayudarnos un poco, aunque lo que cuenta es participar… La última vez mi equipo perdió 8-7, a ver si esta vez estoy en el lado de las “buenas”, y a ver si incluso marco algún gol, aunque jugando de defensa central y sin subir ni una sola vez a buscar portería lo veo difícil… Todo esto lo organizamos para empezar con buen pie el día del Clásico. Luego ya nos instalaremos en comunidad en el bar de turno a gritar a la tele, yo con mi libretita para tomar notas para ustedes (toda una tradición, amigos míos vienen ya por defecto a darme sus opiniones para que las plasme en esta santa página al día siguiente).

Como es la última vez que les hablo antes del Clásico, y como la página explotará con tanto comentario que habrá aquí, hago desde ya un llamamiento a la paz: por favor, que no haya sangre. Los culés sean conscientes que son ustedes aplastante mayoría, primero porque la mayoría aquí es del Barça, y los que no son del Barça son mucho más proculés que promadridistas. A ustedes me dirijo en primer lugar, para que intenten contener el chorreo de palabras que van a depositar en Anti-Marca. En cuanto a los otros, también les invito a contar hasta diez antes de escribir algo en caliente. No queremos que la sangre llegue al río como el día de la Supercopa de España, o sea que por favor sean consecuentes y que se imponga la cordura. Les recuerdo que hace unos días falleció María de Villota, y yo escribí aquí que hay cosas muy importantes en la vida, y un partido de fútbol es eso: un partido de fútbol. Que gane el mejor, por supuesto, si puede ser con los semilesionados recuperados, así veremos un partido de más calidad. Yo empiezo a pensar desde ya en la Liga Fantástica Anti-Marca y a quién voy a alinear… Está difícil, muy difícil, lagartito.

 

Golazos

Ayer me encontraba yo medio viendo el Paris Saint-Germain vs Bastia (motivo por el cual no estaba ante el Real Madrid vs Málaga). El PSG ganó 4-0, lo cual le hace desengancharse en la cabeza de la Ligue 1 junto con el Mónaco, equipo que espero que pinche en cualquier momento (no tengo mucha fe en los equipos hechos a base de talonario rápido). El caso es que Zlatan, el del carácter difícil, marcó un golazo, en concreto éste. Luego llegó el uruguayo Cavani (gracias por marcar el gol de la victoria contra Argentina el otro día, a por Jordania vamos), y marcó este otro golazo. Ambos hicieron un doblete (Cavani marcó su segundo gol de penalti), y ganaron una vez más a Bastia, que jugó con una camiseta con estampado de camuflaje horrible.

Personalmente, me quedo con el gol de Cavani. ¿Porque es uruguayo? Pues sí, pero también porque considero que en el gol de Ibra hay una cierta dosis de suerte, aunque es cierto que es un gol típico de esos que sólo Ibra es capaz de hacer. En cambio el gol de Cavani me parece más fruto del engaño, el regateo, la técnica… Y lo marca casi sin ángulo. En directo de hecho estaba convencida que la pelota saldría del campo, pero marcó. Está claro que para gustos colores, y a mí me va más el celeste, para qué negarlo…

Luego va y me pongo a hablar con un escocés de fútbol y me dice: busca el gol del Arsenal de hace un rato… Lo busqué, lo encontré y aquí se lo traigo: es éste. No me digan que no es precioso…

 

Fundido y negro

Me despido de ustedes, tengo que guardar fuerzas para la crónica de la semana que viene, que ustedes son muy exigentes y lo de hablar de un Barça-Madrid sin perder el control no es fácil, y menos con las portadas de Marca por en medio… Les dejo con una canción, que hace mucho que no les pongo ninguna. Se trata de “For Me Formidable”, cuya versión más conocida es la de Charles Aznavour. En esta canción se combinan a la perfección las lenguas francesa e inglesa para crear una letra deliciosamente encantadora. Sin embargo, en vez de traerles la versión de Aznavour les traigo una versión femenina que estaba yo alegremente cantando anoche…

France d’Amour – For Me Formidable

Que haya suerte en Champions y Europa League esta semana, y que Dios nos pille confesados para el Clásico…

Twitter: @EllaAntiMarca

 

 

Crónicas
Ella

Desvariando semanalmente desde París (Francia). Y "echar" va sin h. Todo empezó en octubre de 2009, justo antes de mudarme a vivir a París. El hermano pequeño de mi mejor amiga me dijo "tienes que visitar un blog muy divertido…". Y aquí estamos unos años después, de administradora y dominadora del mundo, contando cada domingo batallitas varias ("yo he venido aquí a hablar de mi libro", que decía aquél). Aviso para navegantes: mis posts se han de leer con el sentido del sarcasmo incorporado si se quiere disfrutar de la experiencia completa. Y el deporte femenino existe.

More in Crónicas

La taberna de Mou – Crónica DiarioAM 12/11/2018

eltpm2512 noviembre, 2018

Octavos de la Champions femenina by Darroa – Crónica DiarioAM 11/11/2018

ColaboradoresDAM11 noviembre, 2018

Radiopatio – Crónica Diario AM 08/11/2018

ColaboradoresDAM8 noviembre, 2018

Las notas: octubre 2018 – Crónica Diario AM 06/11/2018

churchill6 noviembre, 2018

Funambulistas de banquillo – Crónica Diario AM 05/11/2018

ColaboradoresDAM5 noviembre, 2018

Indignidad – Crónica Diario AM 04/11/2018

Ella4 noviembre, 2018

Copyright © 2015 DiarioAM